Gestamp desmonta los argumentos de la subida de impuestos de Sánchez

Gestamp desmonta los argumentos de la subida de impuestos de SánchezEl presidente y consejero delegado de Gestamp, Francisco J. Riberas en la salida a bolsa de la compañía./EFE

«Francisco Riberas, presidente del Instituto de la Empresa Familiar (IEF) y del grupo Gestamp, ha criticado con dureza la subida de impuestos que prepara el PSOE de Pedro Sánchez, especialmente sobre el Impuesto de Sociedades. «No me pueden pedir que pague aquí por los beneficios de mis plantas en Brasil», ha asegurado.

PUBLICIDAD

Durante la etapa más dura de la crisis, numerosas compañías han realizado su inversión en zonas de fuera de España, debido al frenado de la crisis. De hecho, el Gobierno anterior puso alfombra de oro a las empresas para potenciar y desarrollar su actividad fuera del país, con la esperanza de que el dinero revirtiera a las arcas públicas. La primera premisa se ha cumplido, las empresas han consolidado su negocio exterior, pero los impuestos se han pagado allí donde se ha destinado el dinero, por lo que no ha repercutido en exceso en las arcas públicas. De hecho, la estadística muestra que el Impuesto de Sociedades se ha quedado muy rezagado respecto a la recaudación por IVA e IRPF.

El Gobierno del PSOE vende ahora que las empresas solo abonan un tipo efectivo del 12% de su beneficio. No obstante, todas las empresas preguntadas por Intereconomía.com apuntan que pagan al menos cerca de un 20% en el impuesto de Sociedades. ¿Por qué existe esta diferencia entre unos cálculos y otros? Porque el PSOE ha tomado en cuenta todo el beneficio empresarial, incluido el exterior, y no únicamente, como debiera ser, el obtenido en España.

Y es que, las empresas realizan su declaración en los países donde operan, principalmente las cotizadas y grandes empresas. De esta forma, si el Gobierno de Sánchez les exigiera tributar en España por su negocio exterior cometería una ilegalidad por doble imposición. Para evitarlo, aumentará en un 8% el Impuesto efectivo en Sociedades, es decir, eliminará bonificaciones y exenciones fiscales para tratar de incrementar la recaudación. Sus consecuencias son nefastas, ya que una mayor presión fiscal desincentiva la inversión y la contratación de personal.

PUBLICIDAD

«No me pueden pedir que pague aquí por los beneficios de mis plantas en Brasil»

Para el presidente de Gestamp, Sánchez está midiendo los tiempos y haciendo numerosos gestos para tratar de contentar a mucha gente, que se traduciría en votos de cara a las elecciones, si nada lo remedia, de 2020. «En vez de desarrollar políticas de largo plazo, intenta más bien hacer guiños tácticos con un horizonte temporal limitado pensando en las nuevas elecciones Es una pena», ha lamentado Riberas en una entrevista publicada en El Mundo.

«Llevamos ya mucho tiempo, también con el anterior Gobierno, en que se están haciendo pocas reformas que permitan a España ir avanzando en diferentes ámbitos. Se está haciendo muy poco. Corremos el riesgo de que esos guiños y esas tácticas cortoplacistas traten de contentar a determinadas personas y que eso suponga un incremento del gasto que se tendrá que financiar por las empresas», ha continuado.

«Las subidas de impuestos van en la mala dirección»

Sobre la subida de impuestos, su respuesta es clara: «Lo veo negativamente. No creo que sean drásticas, pero van en la mala dirección. Vivimos en un Estado del Bienestar que lo queremos mantener y por tanto tenemos que pagar impuestos, pero tenemos que generar dinero para ello. Si el Gobierno sólo se centra en subir el gasto para guiños tácticos se va a generar un mal modelo económico».

Sobre el tipo efectivo que pagan las compañías en el impuesto de Sociedades, Riberas ha señalado que el PSOE computa el beneficio consolidado a nivel mundial y calculan cuánto pagan en España. Se trata de una cifra «sesgada».

PUBLICIDAD

«Una empresa como la nuestra paga impuestos donde genera el resultado y pagamos en distintas partes del mundo, en España también por supuesto. Habrá que atacar a las empresas que trasladen bases imponibles a otros sitios, pero no entiendo cómo dicen que el tipo efectivo es tan bajo. No me pueden pedir que pague aquí por los beneficios de mis plantas en Brasil», ha advertido.