La subida de impuestos de Pedro Sánchez: 13.500 millones de euros, sin contar con Sucesiones

La subida de impuestos de Pedro Sánchez: 13.500 millones de euros, sin contar con SucesionesMagdalena Valerio (izda), Pedro Sánchez y María Jesús Montero Cuadrado, encargados de la subida de impuestos del PSOE. | Efe

Pedro Sánchez se ha comprometido con convertir a España en un infierno fiscal. En concreto, espera que las subidas de impuestos, como IRPF y Sociedades, el destope de las cotizaciones sociales, junto con los tributos “verdes” harán ingresar a España la friolera de 13.500 millones de euros.

PUBLICIDAD

La principal crítica al Gobierno de Pedro Sánchez se centra ahora en que se ha propuesto aumentar los ingresos sin tocar el gasto público, una enfermiza y negativa forma de gestionar los recursos de todos los españoles, que como dijera la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, “el dinero público no es de nadie”. Con esta premisa está actuando ahora el PSOE, centrado en ingresar y no en recortar gasto improductivo, como duplicidades que aún se mantienen después de una durísima crisis. También se mantiene el copago sanitario y las subidas de otras tasas que se han producido durante la crisis pese a que España crece de media más de un 3% desde el 2015, con una recaudación fiscal récord.

El Gobierno ya ha anunciado que exigirá un tipo efectivo en el impuesto de Sociedades del 15% frente al 6% actual. La forma de incrementar la recaudación en este gravamen pasará no por subirlo, sino eliminando bonificaciones y exenciones fiscales. Con estas medidas se ingresará casi el 30% de los ingresos extra de esta subida de impuestos, unos 4.000 millones de euros, según las cifras recogidas por Cinco Días.

El grueso de estos ingresos fiscales extra se producirá con el destope de las cotizaciones sociales, un hachazo fiscal que elevará la presión tributaria a más del 50% para quienes cobran más 60.000 euros. El límite máximo de las cotizaciones sociales alcanzan los 3.751,2 euros al mes en España. Son los trabajadores con mayor salario, entre los que se encuentran ingenieros y licenciados, personal de alta dirección, técnicos, peritos y ayudantes titulados y jefes Administrativos, entre otros. El Gobierno pretende destopar este límite y con ello elevar la carga tributaria a más del 50% del salario real, incluidos los impuestos indirectos, cotizaciones, IRPF y tasas, así como las nuevas figuras tributarias prometidas por los socialistas del Gobierno. Con la medida del destope, el PSOE de Sánchez espera recoger 4.500 millones de euros. No obstante, el Gobierno no se ha pronunciado aún si destopará también, como sería preceptivo, las pensiones máximas de jubilación.

PUBLICIDAD

Equipara diésel con la gasolina, un incremento del 30%

Los llamados “impuestos verdes”, como equiparar el diésel a la gasolina, que supondrá un incremento del 30,7% del impuesto especial, se ingresará un total de 600 millones de euros.

Con los Presupuestos ya ha aprobados, que suben el tipo marginal del IRPF a quienes cobren entre 14.000 y 17.700 euros, junto con la subida de tramos para las rentas que ganen 150.000 0 más euros, el Gobierno socialista espera ingresar otros 1.900 millones de euros, apenas el 15% del total.

La banca tampoco se librará de las garras confiscatorias de Sánchez y sus ministras de Trabajo y Hacienda, Magdalena Valerio y María Jesús Montero Cuadrado, respectivamente. La tasa Tobin, que grava las transacciones financieras, será una realidad siempre y cuando el PSOE consiga el consenso suficiente. El Gobierno de Pedro Sánchez espera recaudar 1.000 millones de euros por este nuevo impuesto.

El PSOE de Sánchez también impondrá una tasa a los ingresos de las compañías digitales, una medida muy controvertida y polémica, ya que hasta ahora las empresas tributan por sus beneficios y no por los ingresos. Para ello tendría que modificar todo el impuesto de Sociedades y determinar qué empresas deberán tributar por esta vía y definir qué significa ser una empresa digital, ya que no solo es Amazon, Google, Facebook o Twitter, sino también cualquier empresa cuyo negocio tenga parte de Internet. Por esta vía espera recaudar 1.500 millones de euros.

PUBLICIDAD

Y aún podría tocar los límites mínimos del Impuesto de Suceciones

No obstante, hay otro impuesto sobre el que se ha pronunciado Montero Cuadrado en el pasado, pero que aún no está contabilizado, el infame Impuesto de Sucesiones y Donaciones. El Gobierno socialista tratará de imponer un mínimo en este tributo cedido a las Comunidades Autónomas, para acabar con un supuesto “dumping fiscal”.

La nueva ministra de Hacienda será la encargada de dar un hachazo de al menos 6.500 millones de euros a los contribuyentes con las subidas de impuestos prometidas por el PSOE en sus presupuestos alternativos. En 2013 se encargó de las cuentas cuentas públicas de Andalucía con la Consejería de Hacienda y Administración Pública. No se descarta que el PSOE tumbe la bonificación del 100% en el Impuesto de Sucesiones en varias Comunidades Autónomas, como en Madrid, y rebaje el mínimo exento de este impuesto infame que ha arruinado a miles de familias andaluzas por no tener suficiente liquidez para hacer frente a este tributo. Y es que, la nueva ministra de Hacienda ha rebajado el mínimo exento en Andalucía para que las familias tengan que abonar más por este impuesto.

 

INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®