Bankia y Santander, las dos ofertas más viables por el Popular

Bankia y Santander, las dos ofertas más viables por el PopularLa tensión aumenta en el Popular mientras los inversores tendrán que esperar hasta el 10 de junio para conocer su futuro. / EFE
Empresas
  • Banca
  • Construcción
  • Consumo
  • Energía
  • Industria
  • Inmobiliaria
  • Motor
  • Seguros
  • Telecomunicaciones
  • Transporte
  • Turismo
  • Mientras que el ministro De Guindos asegura que no se inyectará dinero en el Banco Popular, el mercado ya tiene a sus dos candidatos; Bankia y Santander.

    PUBLICIDAD

    El sector financiero ha sufrido hoy un fuerte varapalo en Bolsa por la corrupción que vive Brasil, que salpica directamente a su presidente, pero también por la extraña situación que vive el Banco Popular, una entidad que no se puede ni gobernar ni gestionar a golpe de rumor como está sucediendo estos días en la Bolsa.

    Todos los días hya un nuevo rumor que recorre los mentideros del parqué. El último es que de entre las entidades que podrían estar interesadas en hacerse con el Banco Popular parece que las opciones más viables son las Bankia y Banco Santander.

    La oferta del Santander, siempre según este run-run del mercado, parece no haber sido muy suculenta, por lo que el interés podría no ser excesivo por parte de la entidad presidida por ana Botín.

    PUBLICIDAD

    Bankia, candidato por sorpresa

    El caso de Bankia ha sido en cierto modo una sorpresa, ya que en un primer momento no se la consideró entre las principales candidatas; no es, en cualquier caso, una opción fácil, por la peculiar situación de Bankia, un banco rescatado, que aún debe la mayoría de los más de 20.000 millones de euros que fueron inyectados en el Frob, por cierto, su principal accionista y organismo que depende del ministro de Economía, Luis de Guinddos, el exbanquero de Lehman Brotheres.

    Activos y litigios

    A los inversores, por otro lado, no parece gustarles las incertidumbres en torno a esta operación, señala la analista de Self Bank Victoria Torre. Añade que las dudas sobre la valoración de activos y sobre posibles litigios futuros por las cuentas presentadas antes de la última ampliación serían algunos de los motivos para que otras entidades hayan dado un paso atrás.

    De hecho, el Banco Popular no se comporta como una entidad que va aser compra en breve o que ha recibido ofertas de compra, aunque estas no sean vinculantes. Ha vuelto a caer hoy. Ha cedido 2,10% y eso que empezó la sesión al alza tras anunciar la venta de su participación en Merlin Properties. Ha cerrado a 0,65 euros con una valoración bursátil de 2.744,75 millones de euros.

    Por su parte, el pretendiente Bankia se ha dejado un 2,46%, hasta los 1,03 euros. Su valor bursátil es de 11.850 millones de euros.

    PUBLICIDAD

    No habrá dinero público, según De Guindos

    El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha asegurado hoy que el Gobierno “no tiene ninguna previsión de inyectar capital público” en el BancoPopular como solución a la crisis que atraviesa la entidad.

    También ha rechazado que la Sareb (el denominado banco malo) se vaya a quedar con los activos tóxicos de la entidad para incluirlos en la socimi que planea sacar al mercado antes de final de año, entre otras cosas, porque -según ha explicado- las socimis tienen que tener una parte de sus activos en alquiler.

    Durante un almuerzo informativo organizado por la Asociación para el Progreso de la Dirección (APD), el ministro ha dicho que siempre que pregunta al Banco de España por la situación del Popular la respuesta que recibe es que sus niveles de capital están por encima de los mínimos exigibles conforme a la regulación vigente.

    “No suelo hablar de entidades concretas”, ha dicho el ministro, que, sin embargo, ha afirmado que el Banco Popular cuenta con una parte de negocio tradicional “que es muy buena, especialmente con las pymes”, aunque tiene una exposición inmobiliaria superior a la media.

    Asimismo, ha incidido en que el banco tiene un nuevo equipo de gestión y ha descartado la intervención del Gobierno.

    Solvencia a toda prueba

    De Guindos ha recordado que el banco pasó las pruebas de estrés europeas que se realizaron con datos de 2013, incluso para el escenario “más terrible” que nada tiene que ver con la situación actual de crecimiento y recuperación de precios en el mercado inmobiliario.

    El banco, entre tanto, se ha dado de plazo hasta el próximo 10 de junio para decidir su eventual fusión con otra entidad, tras haber recibido muestras de interés por parte de grandes competidores como el Banco Santander, BBVA y Bankia.

    Hasta entonces continuarán las especulaciones, para tensión de sus accionistas, en la Bolsa sobre las acciones del Popular.

    Comenta

    Notificar de
    avatar
    wpDiscuz
    INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®