El interés de los “cocos” del Popular se dispara a un mes de su vencimiento

El interés de los “cocos” del Popular se dispara a un mes de su vencimientoEmilio Saracho, expresidente del Banco Popular. / EFE
Empresas
  • Banca
  • Construcción
  • Consumo
  • Energía
  • Industria
  • Inmobiliaria
  • Motor
  • Seguros
  • Telecomunicaciones
  • Transporte
  • Turismo
  • Los bonos contingentes convertibles del Popular, conocidos como “cocos”, han recibido también un severo castigo en los mercados secundarios de renta fija. La rentabilidad ofrecida alcanza el 20%.

    PUBLICIDAD

    Es la deuda de mayor riesgo y no escapa a las presiones del mercado sobre la entidad financiera presidida por Emilio Saracho. La situación es tan caótica que Banco Popular tiene un valor bursátil de 1.418 millones, por debajo de su valor real en libros e incluso menos que el valor del precio de venta de sus filiales.

    El Banco Popular ha registrado en las últimas semanas un serio desplome, que le ha llevado a mínimos históricos, en los 0,38 euros por acción, mientras que en el mercado de deuda, los títulos de mayor riesgo de la entidad financiera también sufren un castigo severo. El Popular emitió 1.250 millones de euros en los denominados “cocos”, que a partir de un nivel determinado de solvencia y capital se convierten directamente en acciones. En el caso del Popular, estos niveles se centran en el CET 1 phase in, donde la ratio debe caer por debajo del 7% y del 5,125%.

    El vencimiento de estos productos es el próximo 10 de julio, apenas queda un mes para que el Popular decida si lo cambia a acciones o los mantiene. Es el banco el que tiene la potestad de realizar o no el canje, pero en caso de no hacerlo le sería más difícil volver a emitir este tipo de deuda en los mercados, cerrando así una vía de financiación.

    PUBLICIDAD

    Los bonistas de cocos emitidos en 2013 adquirieron estos productos por valor de 500 millones de euros. Su valor en el mercado es de cerca de 250 millones, una pérdida del 46%, mientras que los 750 millones emitidos en 2015 registran unas pérdidas superiores al 50%. Los intereses de ambos se han disparado al 20% y al 17%, respectivamente, dando a entender que el mercado no confía en la recompra por parte del Popular.

    No obstante, los inversores no han perdido toda la inversión, ya que el Banco Popular ha abonado unos intereses del 8,25% anual. Es decir, que en los últimos años, la rentabilidad de este producto ha devuelto a sus tenedores un 40% en el caso de los emitidos en 2013 y cerca de un 25% en el caso de los comprados en 2015. La caída en estos productos de alto riesgo se debe a que el banco puede decidir qué hacer con los mismos una vez llegado a vencimiento.

    No es el único problema que tienen los inversores del Popular

    Los accionistas que acudieron a la ampliación de capital del pasado mes de junio de 2016 pierden ya un 70% de la inversión. La operación se realizó a 1,25 euros por acción por valor de 2.505 millones de euros. Poco después la entidad financiera daba a conocer unas pérdidas importantes, y su valor en Bolsa a finales de noviembre consumió todo el importe de la ampliación.

    Ahora, bufetes de abogados de EE UU y España están recabando numerosas demandas contra el Popular en las que acusan a la entidad de estafa, ya que las pérdidas se dieron a conocer justo después de la operación. Grandes inversores han contactado con Goldberg Law PC, Glancy Prongay & Murray y Levi & Korsinsky en EE UU. En el caso de España, el presidente de Naturhouse, Félix Revuelta, es uno de los afectados, que además contrató un préstamo para acudir a la ampliación.

    PUBLICIDAD

    Comenta

    Notificar de
    avatar

    wpDiscuz
    INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia 2017 ®