El precio medio de la electricidad subió un 10% en 2018, el segundo año más caro de la historia

El precio medio de la electricidad subió un 10% en 2018, el segundo año más caro de la historia

El precio medio del mercado eléctrico español fue de 57,3 euros/MWh, un precio un 9,8 % mayor que el de 2017, lo que significa que 2018 fue el segundo año con el precio medio del mercado eléctrico más caro desde 1998, según AEGE.

PUBLICIDAD

Si se considera la evolución del mercado diario en 2018, el precio medio del mercado eléctrico español fue de 57,3 euros/MWh, un precio un 9,8 % mayor que el de 2017, lo que significa que 2018 fue el segundo año con el precio medio del mercado eléctrico más caro desde 1998, según según los datos de la Asociación de Empresas con Gran Consumo de Energía (AEGE).

Por otro lado, el precio medio del mercado diario de diciembre de 2018 fue de 61,8 euros el megavatio hora (MW/h), el 6,7 % más que un año antes, y el 0,3 % menos respecto a noviembre, afirma AEGE.

La cotización del futuro para 2019 del mercado eléctrico español a 21 de diciembre fue de 62,4 euros/MWh, el 1,9 % más caro que hace un mes, y el 11,7 % superior a la cotización del mercado alemán, que fue de 55,8 euros/MWh.

PUBLICIDAD

La factura de la luz de diciembre de 2018 subió un 0,5 % respecto al mismo mes del año anterior hasta situarse en 62,06 euros, con lo que fue un 1,5 % superior a la registrada en noviembre pasado.

El recibo de la luz para un consumidor acogido a la tarifa regulada o PVPC rompió con los últimos dos descensos consecutivos registrados en 2018 y se encareció un 5,5 % respecto a enero de ese año, cuando era de 58,79 euros, según datos obtenidos del simulador de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Esta subida de la factura se ha producido después de que en septiembre pasado la factura eléctrica marcara un máximo anual de 63,86 euros.

El fuerte repunte de los precios en el mercado mayorista por la subida de los combustibles y de los derechos de emisiones de carbono fue el causante de los incrementos registrados en el recibo de la luz en agosto y septiembre.

PUBLICIDAD

Estos ascensos llevaron al Gobierno a aprobar un real decreto-ley con medidas urgentes para aliviar el impacto de los aumentos en los consumidores, que incluyó la suspensión del impuesto del 7 % a la generación eléctrica.

El recibo de la luz de diciembre de este año para un consumidor tipo -con una potencia contratada de 4,4 kilovatios y un consumo anual de 3.000 kilovatios hora (250 KWh al mes)- fue superior en 0,36 euros al de diciembre de 2017.