‘Ence no se cierra’, ‘Ence sí, paro no’, ‘Sánchez, cobarde’, gritos de los trabajadores en Pontevedra

‘Ence no se cierra’, ‘Ence sí, paro no’, ‘Sánchez, cobarde’, gritos de los trabajadores en Pontevedra Miles de personas, unas quince mil según los organizadores, han participado este viernes en una masiva manifestación en apoyo a la continuidad de la fábrica que Ence tiene en la ría de Pontevedra y en defensa de los puestos de trabajo que pone en peligro el Gobierno de Sánchez. EFE/Salvador Sas

Miles de personas, unas quince mil según los organizadores, han participado este viernes en una masiva manifestación en apoyo a la continuidad de la fábrica que Ence tiene en la ría de Pontevedra y en defensa de los puestos de trabajo que genera.

PUBLICIDAD

«Ence no se cierra» o «Ence sí, paro no» han sido algunas de las consignas que han coreado los asistentes a esta movilización que, acompañados de bocinas y petardos, han recorrido las principales calles del centro urbano de la ciudad de Pontevedra. Y es que la decisión del Gobierno de Sánchez de no prorrogar el permiso a Ence pone en riesgo el pan de miles de familias y trabajadores.

En el comunicado que han leído sobre el escenario del triatlón, los trabajadores han cargado contra las decisiones «irresponsables» de los políticos, como la renuncia del Gobierno a defender ante los tribunales la legalidad de la prórroga concedida por el ejecutivo de Mariano Rajoy para que Ence ocupase terrenos de Costas hasta el año 2073.

«No solo somos una fábrica que está situada en la ría, somos algo más», han reiterado los trabajadores, al asegurar que Ence contribuye a la riqueza de toda Galicia. El rechazo a la continuidad de la fábrica de Pontevedra, han añadido, «nos condena al cierre» y a la «muerte» industrial y forestal de la comarca.

PUBLICIDAD

Junto con el alcalde de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, los trabajadores centraron sus críticas en el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, al que han tildado de «cobarde» por no querer recibirlos y al que han recomendado no creerse las «mentiras» y los «argumentos falsos» sobre la situación de la pastera en Galicia.

Han añadido, citando expresamente al PSOE, al BNG o a colectivos ecologistas que se han opuesto a la continuidad de Ence en Pontevedra, que «no nos van a callar» y que esta manifestación «no es el fin de fiesta sino el principio de todo», avanzando que el suyo será un «ruido cada vez más grande y más alto que nunca».

Los trabajadores han añadido que «si algo tenemos claro» es que la fábrica de Ence «se queda donde está» y que sus opositores «no van a poder con nosotros».

Los trabajadores de Ence y sus familias han estado acompañados por el director territorial de Ence, Antonio Casal, entre otros directivos, por personal llegado de otros centros de trabajo de la compañía como Navia (Asturias) o Madrid y por numerosos empleados de las empresas auxiliares que trabajan para la fábrica de Pontevedra.

PUBLICIDAD

Entre los asistentes, además, ha destacado la presencia del vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, el presidente de la Confederación de Empresarios de Pontevedra (CEP), Jorge Cebreiros, el presidente de la Cámara de Comercio de Pontevedra, Vigo y Vilagarcía, José García Costas; o el presidente de la Federación Provincial de Cofradías, José Manuel Rosas.

Rueda, antes de la marcha, ha reiterado que al Gobierno gallego «no nos gusta» donde está situada la fábrica que Ence tiene en Galicia, pero ha advertido de que «no hay otra alternativa» para garantizar los puestos de trabajo.

El vicepresidente gallego ha desvelado que si el PP recupera el Gobierno tras las elecciones del próximo domingo mantendrán su apoyo a la prórroga concedida a Ence, ya que ha calificado como una «irresponsabilidad» el allanamiento por parte de la Abogacía del Estado en la causa que se sigue contra esta autorización ante la Audiencia Nacional.

A la manifestación también han acudido representantes de Ciudadanos, entre ellas la candidata al Congreso por Pontevedra, Beatriz Pino, que ha criticado que mientras que Ence siga siendo usada como «arma arrojadiza» o para crear «conflicto o discrepancia» no se encontrará una solución a su futuro.

La dirigente de Ciudadanos ha señalado que durante todo este tiempo «se han hecho muchas cosas mal» y, en este momento, es necesario plantear soluciones «definitivas y adecuadas», algo que será posible, ha añadido, «si todos ponemos de nuestra parte y empezamos a remar todos en la misma dirección».