Telefónica: El beneficio por acción sube el 33,8% y la desorbitada deuda de Alierta se reduce a 40.000 millones

Telefónica: El beneficio por acción sube el 33,8% y la desorbitada deuda de Alierta se reduce a 40.000 millonesJosé María Álvarez-Pallete y César Alierta, presidente y expresidente de Telefónica./ EFE

El beneficio por acción (BPA) de Telefónica asciende a 16 céntimos en el primer trimestre, lo que supone un incremento del 33,8 % respecto al mismo periodo de 2018. Además logra reducir la deuda desde casi 60.000 millones que alcanzó con César Alierta, el anterior presidente, a poco más de 40.000.

PUBLICIDAD

Telefónica ganó 926 millones de euros en el primer trimestre de 2019, un 10,6 % más que en el mismo periodo del año anterior, pese a haber sufrido una caída de los ingresos, ha informado este viernes la compañía en un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El beneficio por acción quedó en 16 céntimos, lo que supone un incremento del 33,8 % respecto al primer trimestre de 2018.

La multinacional de telecomunicaciones cerró el primer trimestre con una cifra de negocios de 11.979 millones, un 1,7 % menos que en el tramo inicial de 2018, aunque en términos orgánicos (a tipo de cambio constante y sin cambios en perímetro) fue un 3,8 % superior gracias al aumento de los ingresos de servicio (2,6 %) y la venta de terminales (15,6 %).

El resultado bruto de explotación (oibda) trimestral quedó en 4.264 millones, lo que supone un aumento del 10,3 %, aunque tan sólo fue un 1 % superior en términos orgánicos.

PUBLICIDAD

La compañía mantiene sus objetivos para 2019, que suponen crecer tanto en ingresos como en oibda en el entorno del 2 % y mantiene la política de remuneración al accionista, con un dividendo de 0,40 euros por acción en efectivo, pagadero en diciembre de 2019 y junio de 2020.

Venta de 11 de sus centros de datos

Telefónica, que este miércoles anunció la venta de 11 de sus centros de datos por 550 millones, logró reducir su deuda neta un 5,7 % hasta los 40.381 millones (693 millones menos), aunque si incluyera esa operación y otras desinversiones anunciadas tras el cierre del trimestre se reduciría en otros 1.700 millones.

Sin embargo, una vez aplicadas las nuevas Normas Internacionales de Información Financiera (IFRS), que obliga desde el pasado 1 de enero a computar como deuda los arrendamientos operativos, el endeudamiento del grupo se eleva en este primer trimestre del año en 7.439 millones, hasta los 47.820 millones.

En la progresiva reducción de la deuda -que acumula ocho trimestres de descensos- está afectando notablemente la venta de sus filiales en Centroamérica por más de dos millones de euros, y también la generación de caja, que se ha multiplicado por 2,6 veces en un año y ha alcanzado los 1.408 millones.

PUBLICIDAD

Por mercados, España se mantuvo como el principal por ingresos en el primer trimestre, con 3.108 millones, tras avanzar un 0,3 % interanual, seguido de Brasil (2.563 millones, con una caída del 5,2 %), Alemania (1.779 millones, un 0,7 % más) y Reino Unido (1.691 millones, un 6,6 % más).

En la región sur de Hispanoamérica, que incluye Argentina, Chile, Perú y Uruguay, la compañía ingresó 1.612 millones de euros, un 12,1 % menos (un 15,2 % más en términos orgánicos), mientras que en la zona norte (Colombia, México, Venezuela, Centroamérica y Ecuador) la facturación se mantuvo en 971 millones, aunque en términos orgánicos se registró un avance del 1,2 %.