299 cadáveres en Vicálvaro

299 cadáveres en Vicálvaro

La Causa General documenta en 59 folios (25 al 84 del legajo 1508, expediente 4) los 322 asesinatos relacionados con Vicálvaro durante la Revolución de 1936.

De los 26 vicalvareños asesinados, dos no aparecen en el estadillo del ayuntamiento. De los 24 restantes, sólo del alcalde Juan de Mata Gómez parece constar que se encuentre enterrado en Vicálvaro. Por tanto, queda un total de 299 cadáveres hallados y enterrados en ese término municipal. Para evitar posibles duplicaciones con los registrados en otros cementerios, me referiré en adelante sólo a estos 299 (para el resto, léase la introducción que he publicado aquí).

PUBLICIDAD

Lo primero que se puede decir es que se trata en su inmensa mayoría de ejecuciones de personas de fuera del pueblo y cometidas por partidas procedentes de otros lugares (Ventas, Vallecas, Canillas, pero en su mayoría sin determinación posible), y posiblemente dependientes de las ejecuciones en el cementerio del Este (o de La Almudena), con el que lindaba el término municipal de Vicálvaro.

Un vistazo a las fechas en que se producen las ejecuciones (ver el gráfico de las primeras 25 semanas), y la comparación con los 516 cadáveres arrojados en el término municipal de Vallecas y enterrados en el cementerio de esa localidad, permite concluir que hay tres clímax. A diferencia de Vallecas, no hay muchos asesinatos en las dos primeras semanas de la guerra: síntoma probable de que no habría organizaciones, checas ni partidas de agentes con sede en Vicálvaro.

PUBLICIDAD

El primer clímax está en las dos semanas de la segunda mitad de agosto (16 al 22 y 23 al 29), con 27 y 32 asesinados (33 y 22 en Vallecas). No necesitan explicación pues parece haber sido el momento de auge de asesinatos en toda la España revolucionaria.

El segundo clímax está en la semana del 27 de septiembre al 3 de octubre, con 48 asesinados (66 en Vallecas). En Vicálvaro son particularmente notables los 10 asesinatos del 28 de septiembre (en Vallecas son 20) y 2 de octubre (7 en Vallecas) y los 8 del día 3 (en Vallecas son 12). Este clímax no tiene, por así decirlo, explicación particular (en el sentido de que hubiera alguna saca masiva de militares o presos de determinada procedencia o profesión). Cabe resaltar el asesinato del presidente de la sala tercera del Tribunal Supremo y ex rector de la Universidad de Oviedo, Jesús Arias de Velasco Lugigo (el 28.9 en Vicálvaro) y del Académico de la Historia y sacerdote Zacarías García Villada (el 2.10 en Vicálvaro).

PUBLICIDAD

El tercer clímax está en la semana del 15 al 21 de noviembre de 1936, con 38 asesinatos (frente a sólo 21 en Vallecas: pero ahí la semana anterior hubo 65 asesinatos, y la anterior 43, por lo que constituye un amplio período de clímax que ya va en declive). Aquí estamos en pleno período de las sacas organizadas por Santiago Carrillo, y en Vicálvaro sólo hay dos días con hallazgo de cadáveres: el 19 (ocho: todos menos uno guardias civiles) y el 21 (30: casi todos ellos identificados igualmente como guardias civiles), que se corresponden con una saca concreta de suboficiales y oficiales de la Guardia Civil (Guardia Nacional Republicana entonces) que se consideran fusilados en el cementerio del Este.

En cuanto a la identificación de los asesinados, mientras que en Vallecas se identificó a 263 del total de 516 (casi el 51%), en un esfuerzo de identificación que continuó hasta 1950, en Vicálvaro no parece haber habido identificaciones posteriores a la fecha del 16 de octubre de 1939, en que el alcalde y secretario de la localidad firman el estadillo del cementerio. Aparecen con nombre y apellidos casi el 55% de los 299 asesinados a que aquí me refiero.

En cuanto a la edad, en Vallecas sólo se anota la edad exacta de 173 de los asesinados (poco más de un tercio del total), siendo la media superior a los 42 años de edad, y las edades más frecuentes (“modas”) los 50 y 58 años de edad, con ocho personas en cada una de esas edades. En Vicálvaro, se señala la edad exacta de 156 víctimas (52% del total), siendo la media de 41 años y medio, y la moda los 24 y 47 años (nueve víctimas en cada una de esas edades).

La profesión se menciona en 155 de los asesinados en Vicálvaro (casi el 52%). En el gráfico adjunto hago un resumen porcentual, aunque para hacer grupos he tenido que juntar churras con merinas; por ejemplo, entre los 36 militares, 25 son guardias civiles (uno de ellos general retirado, Agustín Marzo Balaguer) y uno guardia de Asalto; en sacerdotes y religiosos se incluye al académico de la Historia y a nueve religiosas; los empleados tienen profesiones como chófer, contable, administrador, conserje, portero, bibliotecario; los de servicios son: boxeador, camarero, panadero, peluquero, pintor, mecánico, vaquero, sastre, zapatero, joyero, impresor, tipógrafo; en abogados se incluye uno del Estado y el presidente de la sala tercera del Supremo; en profesiones liberales: farmacéutico, fotógrafo, ingeniero, inspector de seguros, profesor, maestro, médico; los agricultores incluyen labradores y jornaleros; el comercio incluye a los dependientes, como obreros figuran también un albañil y un maestro de obras.

En resumen, puede decirse que Vicálvaro, seguramente por su proximidad al cementerio del Este, constituyó uno de los mataderos donde arrojaban sus víctimas (299 sin incluir a 25 vicalvareños) diversos grupos de chequistas, sin que (a diferencia de Vallecas) en el pueblo hubiese checa o grupo organizado de asesinos. Con tiempo y paciencia, se podrían buscar las denuncias de desaparición de las víctimas cuyos nombres aparecen en la lista, para identificar las partidas que los asesinaron.

Nota: Hay más documentación sobre identificación de cadáveres en este cementerio en el legajo 1507, expediente 3 (Declaraciones de testigos de la pieza principal o primera de Madrid), folios 2 a 14, en el que se dan los nombres de 147 cadáveres identificados hacia abril de 1941.

INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia S.L. 2016®