Ávila exige a Renfe soluciones por la vía rápida

Ávila exige a Renfe soluciones por la vía rápida

Empresarios y políticos pide una mejora de las comunicaciones ferroviarias, especialmente con Madrid
29 junio, 2021
|
Actualizado: 05 octubre, 2021 0:15
|

Cerca de un centenar de alcaldes y alcaldesas de municipios de Ávila, representantes de distintas plataformas del ferrocarril de la provincia, instituciones como la Junta de Castilla y León o diferentes empresarios con su presidente a la cabeza, Juan Saborido, se concentraron hoy frente a la Subdelegación del Gobierno, convocados por la Mesa del Ferrocarril de Ávila, para protestar por la falta de aplicación de medidas y de servicios que dinamicen el ferrocarril en Ávila y para exigir al gobierno de España y a ADIF que reintegren los servicios que se retiraron con motivo de la pandemia, como es el tren a Madrid de las siete de la mañana que todavía no se ha puesto en marcha. A la vez, anunciaron nuevas medidas de presión si en el mes de julio no se atienden los peticiones que están formuladas.

El presidente de la Diputación, Carlos García, señaló que el centenar de alcaldes que hoy participaron en la protesta “son la viva voz de todos y cada uno de los problemas que ocurren sobre el territorio; la viva voz de la desigualdad, como ocurre en materia ferroviaria con la provincia de Ávila”.

En su intervención, recogida por Ical, recordó que hace unas semanas pidieron “diálogo” en la Mesa del Ferrocarril y “ser escuchados”, para que “la frecuencia y los horarios de todos aquellos servicios que habían desaparecido durante la pandemia en el marzo del año 2020 se fueran recuperando de forma paulatina”.

Además, reclamó que se retomaran las conversaciones desde la última reunión de febrero del año 2020, que tuvo lugar en la sede de la Diputación Provincial. Según expuso, en esa reunión se habló de mejora de infraestructuras, de mejora de estaciones, de mejora de vías para ganar tiempo y llegar en un tiempo razonable a Madrid y no a las dos horas menos diez como está ocurriendo ahora.

También entonces se puso sobre la mesa la inclusión de Ávila en las cercanías de Madrid. “A fecha de hoy, 29 de junio, ni tan siquiera el Gobierno de España, ni miembros de Renfe, de ADIF, de la secretaría general, se han dignado a contestar a los representantes legítimos de la sociedad abulense”, lamentó.

Asimismo, García aseguró que “hace apenas dos semanas el subdelegado del Gobierno no solamente faltaba al respeto a la sociedad abulense, faltaba al respeto a una mesa conjunta de la que también forma parte la Subdelegación de Gobierno y hasta hace dos años se ha sentado de manera presencial y lleva dos años sin acudir”.

“Por eso hoy lo que venimos a denunciar a través de nuestros alcaldes es que hoy es el primer paso dentro de esas movilizaciones para visualizar que Ávila necesita, no es un capricho, infraestructuras ferroviarias acordes al siglo XXI. No puede ser que tengamos el peor material, que existan vías en mal estado. Y lo más importantes, necesitamos ser competitivos y para ello necesitamos estar en una hora y cuarto o en una hora y veinte en Madrid”, defendió.

“Día a día vemos que el tren sigue perdiendo usuarios. Es evidente. Por no tener, no tienen ni taquilleros para poder vender las entradas. Llevamos más de un año reclamando en Arévalo sin éxito. Llevamos más de tres años reclamando las infraestructuras del paso que garanticen la seguridad en Navalperal de Pinares, aprobadas por al Gobierno del Partido Popular y todavía sigue sin redactarse ese proyecto comprometido por parte del Gobierno de España”, acusó.

Por su parte el alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, fue también tajante: “No podemos permitir lo que está sucediendo en la provincia. No podemos permitir que el Gobierno de España se esté riendo de los abulenses. El Estado tiene una deuda histórica con esta provincia de Ávila en infraestructuras, en comunicaciones, en transporte. Vamos a reivindicar lo justo, lo que nos corresponde a los abulenses. No se trata de colores políticos, aquí estamos toda la sociedad abulense representada”.

“Queremos tener un transporte y comunicaciones dignas con el resto de provincias que nos rodean. Un transporte diario con Madrid, Salamanca y Valladolid como corresponde. Somos representantes públicos, pero echaremos a la gente a la calle y le diremos al Gobierno de España que basta ya de reírse de Ávila y de los abulenses”, añadió.

También intervino el portavoz de la Mesa del Ferrocarril, Ricardo del Val, quien insistió en que esta concentración es una manera de visualizar el descontento de la sociedad abulense por la situación en la que se encuentra el transporte ferroviario en nuestra provincia. “Llevamos mucho tiempo denunciando que Ávila se está quedando no solo estancada sino que va retrocediendo y el servicio ferroviario se deteriora por momentos”, apuntó.

Para él, el ferrocarril es un elemento imprescindible para el desarrollo y para el progreso de los territorios. “Si nosotros quedamos fuera de ese progreso, de ese desarrollo que están teniendo otros territorios de nuestro entorno, al final vamos a quedar completamente aislados. Es imprescindible que el transporte ferroviario sea acorde con el siglo XXI que estamos viviendo. No podemos renunciar a ese transporte”, expuso.

Asimismo, denunció que “lo que se está haciendo por parte del Gobierno y de las administraciones ferroviarias es utilizar elementos disuasorios para que la gente deje de utilizar el tren y nos tememos que en un momento, cuando el uso sea minoritario se tenga la excusa perfecta para decir que se suprimen servicios”.

Además, aseguró que los tiempos de viaje se habían incrementado. “Tenemos ahora unos tiempos de viaje con Madrid superiores a los que había hace quince años. Los retrasos de los trenes son sistemáticos y de forma más habitual. El material tiene deficiencias. Hay trenes que no funcionan y Renfe no pone ningún medio alternativo. No hay ninguna planificación”, concluyó.

En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas: