El BCE pide más inversión pública, pero sin repetir el error del ‘plan E’

El BCE pide más inversión pública, pero sin repetir el error del ‘plan E’

21 marzo, 2016
|
Actualizado: 21 marzo, 2016 0:00
|

El Banco Central Europeo (BCE) considera que la inversión pública respecto al producto interior bruto (PIB) está en Europa en mínimos y sugiere a algunos países estimularla dados los bajos tipos de interés pero seleccionado cuidadosamente los proyectos de inversión, por lo que exige que no se repita el despilfarro público del Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero, que dilapidó 8.000 millones de euros en obras públicas cuyo coste era inferior al de la valla publicitaria que las acompañaba.

Así, el estudio coloca a España a la altura de países rescatados como Portugal, Grecia, Chipre e Irlanda, países con necesidades notables de consolidación fiscal y penalizados por el mercado.

En un artículo en su nuevo boletín económico, publicado hoy, el BCE dice que «la inversión pública en Europa ha caído en los últimos años, lo que ha llevado a que se pida estimular la inversión pública en el actual entorno de bajos tipos de interés».

«Desde la crisis, la inversión pública ha caído en una serie de países europeos, particularmente aquellos que estuvieron presionados por los mercados», según los autores del estudio Marien Ferdinandusse, Alessandro Giovannini e Ígor Vetlov.

En Bélgica, Alemania y Austria -que tenían niveles relativamente bajos de inversión pública antes de la crisis- la inversión pública ni ha caído, ni se ha incrementado. Por último, la inversión pública ha aumentado en algunos países del Este de la Unión Europea (UE) que se beneficiaron de los fondos de cohesión al integrarse como Letonia, Polonia, Rumanía y Bulgaria.

Si se mantienen los bajos niveles de inversión pública durante un periodo de tiempo prolongado, se puede producir un deterioro del capital público y disminuir la producción a largo plazo, advierte el BCE.

Un incremento de la inversión pública financiado con deuda tiene efectos positivos en la demanda con poco efecto en la tasa de endeudamiento si los proyectos de inversión son seleccionados con cuidado, según los autores, que usaron modelos de simulación para sus cálculos.

Estimular la inversión pública es una forma de incrementar la demanda a corto plazo e incrementar la producción potencial.

No olvida el BCE que las posiciones fiscales de muchos países de la UE siguen siendo precarias y que el Pacto de Estabilidad y Crecimiento (PEC) exigen una consolidación fiscal mayor en muchos de estos países.

En nueve países de la UE, que son Bulgaria, Alemania, España, Francia, Italia, Luxemburgo, Polonia, Eslovaquia y el Reino Unido, han garantizado unos 43.000 millones de euros para cofinanciar proyectos del Fondo Europeo de Inversión Estratégica para movilizar inversión privada pero ninguno ha contribuido directamente al capital del fondo.

El llamado Plan Juncker es un paquete de medidas para generar entre 2015 y 2017 inversión pública y privada en la economía real por, al menos, 315.000 millones de euros, un 2 % del PIB de la UE en 2015.

La inversión pública y privada ha caído en los años posteriores a la crisis financiera y a la crisis de endeudamiento soberano.

Noticias Relacionadas: