Las ‘big four’ dan informes favorables sobre todas las cotizadas del IBEX 35

Las ‘big four’ dan informes favorables sobre todas las cotizadas del IBEX 35

19 enero, 2016
|
Actualizado: 19 enero, 2016 0:00
|

Las  cuatro  principales  firmas  internacionales  de  auditoria, denominadas las ‘big four’: Deloitte, Ernst & Young, PricewaterhouseCoopers y KPMG, revisaron el 96,2% de las cuentas del ejercicio 2014, el 87,8% si se excluyen los s informes de los fondos de titulización de activos y de activos bancarios.

Todas las empresas que cotizan en el principal selectivo de la Bolsa española, el IBEX 35, recibieron en 2014, por séptimo año consecutivo, una opinión favorable en sus informes de auditoría, según el Informe de Supervisión de las cuentas anuales de las empresas emisoras publicado por la CNMV.

El documento, correspondiente a 2014, detalla la labor de supervisión del organismo sobre las cuentas anuales auditadas y remitidas por las empresas, e incluye el plan de supervisión previsto por la Comisión para 2015 que se remitirán en este 2016.

Tal y como indica el informe, la CNMV recibió 340 informes de auditoría sobre las cuentas de 2014 -individuales y consolidados- que correspondieron a 189 entidades emisoras de valores.

Esto supone un descenso del 3,7 % respecto a los informes registrados el año anterior debido, principalmente, a la caída del número de entidades financieras, si bien su efecto se ha visto compensado con las salidas a bolsa de sociedades no financieras.

En 2014 ninguna entidad presentó opinión denegada (frente a dos sociedades en 2013) y el porcentaje de auditorías con opinión favorable se ha incrementado ligeramente, hasta el 97,9% (96,6% en 2013).

Por séptimo año consecutivo, todos los informes de auditoría de las sociedades del IBEX 35 presentan una opinión favorable. Respecto a la tipología de las salvedades, el informe de la CNMV destaca que se ha producido una reducción en el número de informes con limitaciones al alcance, que pasan de once en 2013, a seis en 2014.

Estas salvedades reflejan que el auditor no ha podido aplicar los procedimientos requeridos por las Normas de Auditoría, al no disponer de información para formarse una opinión, según la CNMV. Además, las salvedades por excepciones pasan de siete en 2013 a sólo una en 2014, aunque dicha salvedad quedó corregida, según manifestó el auditor en un informe especial.

Noticias Relacionadas: