Carmena dará ayudas fiscales a las empresas que apuesten por 'el trabajo desde casa'

Carmena dará ayudas fiscales a las empresas que apuesten por 'el trabajo desde casa'

17 enero, 2018
|
Actualizado: 17 enero, 2018 17:00
|

La contaminación se agravó el año pasado en la ciudad de Madrid por el incremento «notable» de los niveles de dióxido de nitrógeno, que rebasaron, por octavo año consecutivo, los límites de este contaminante establecidos en la legislación europea, según Ecologistas en Acción.
La Comisión Europea mantiene abierto un expediente de infracción a la capital de España, que puede conllevar una multa, si no se adoptan medidas para reducir la contaminación con el objetivo de alcanzar el valor límite anual de dióxido de nitrógeno fijado por la Unión Europea desde el año 2010 (una media anual de 40 microgramos por metro cúbico).
Ante esta situación, el Ayuntamiento de Madrid, dirigido por Manuela Carmena, quiere reducir de manera drástica el tráfico en la ciudad. Para ello, el Área de Desarrollo Urbano Sostenible (DUS) citó este martes en su sede, el edificio Apot del Campo de las Naciones, a las entidades ubicadas en la zona más problemática de la ciudad para el tráfico, el norte de la M-30 y la M-40, Manoteras y Las Tablas.
El Consistorio quiere otorgar ayudas y desgravaciones fiscales a aquellas entidades que generen un «horario laboral sostenible». Por ejemplo, el gobierno de Ahora Madrid ofrece apoyo a la compra pública a través de la concurrencia competitiva, que se refiere a que iniciarían los trámites con la Administración General del Estado.
Otra de las ideas consiste en dar bonificaciones fiscales a través del Impuesto de Sociedades y el Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE), que son de su competencia, así como mover ficha para la tributación de la Seguridad Social. Por ahora no saben el porcentaje del que se beneficiarían las entidades.
Quince de las veinticuatro estaciones de medición de Madrid superaron el año pasado el valor medio anual de contaminación por NO2 para la protección de la salud humana, mientras que en 2016 fueron nueve las estaciones que superaron el límite legal.

Noticias Relacionadas: