Cepsa y Volotea sellan una alianza para impulsar la aviación sostenible

Cepsa y Volotea sellan una alianza para impulsar la aviación sostenible

06 junio, 2023
|
Actualizado: 04 julio, 2024 10:27
|
En esta noticia se habla de:
PUBLICIDAD

Cepsa y Volotea han alcanzado un acuerdo para acelerar la descarbonización del transporte aéreo a través de la investigación y producción de combustible sostenible de aviación (SAF). Ambas compañías priorizan el desarrollo de estos combustibles sostenibles como herramienta para seguir reduciendo la huella de carbono del transporte aéreo y contribuir a la lucha contra el cambio climático. La alianza contempla el suministro de SAF de Cepsa a Volotea, a partir de 2025, para las rutas que opera la aerolínea en España, donde está presente en 22 aeropuertos, entre los que destacan los de Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Tenerife Sur o Gran Canaria.

Este combustible sostenible se producirá a partir de residuos orgánicos, como aceites usados de cocina o deshechos agrícolas, entre otros. Estos biocombustibles fomentan la economía circular, ya que se producen a partir de residuos que, de otro modo, acabarían en vertederos, además de reducir las emisiones de los aviones hasta en un 90 % en comparación con los combustibles tradicionales.

La alianza también trabajará en el desarrollo de nuevas alternativas energéticas, como el hidrógeno renovable, y en la electrificación de las flotas terrestres de Volotea, que incluyen los vehículos de suministro, las operaciones de carga y descarga de equipajes y la asistencia a los aviones.

Tobi Pardo, director de Aviación de Cepsa, ha afirmado: “Como líderes en el suministro de energía para el sector aéreo en España, asumimos el compromiso de ayudar a nuestros clientes a descarbonizar su actividad. El SAF permite reducir ampliamente las

emisiones de las aeronaves sin necesidad de hacer ningún cambio en sus motores, manteniendo las mismas especificaciones que el queroseno convencional en términos de seguridad y calidad”.

Por su parte, Carlos Muñoz, fundador y CEO de Volotea, ha declarado: “Con este acuerdo damos un paso más en nuestro compromiso de hacer la aviación sostenible y se suma a los esfuerzos que como compañía llevamos haciendo desde hace muchos años para fomentar la transición hacia una industria aérea descarbonizada. Creemos que los combustibles sostenibles en los aviones jugarán un papel fundamental en esta estrategia, por lo que en Volotea ya comenzamos a introducir SAF en 2022 en todos los vuelos del servicio especial que operamos entre Francia y Alemania. A través de alianzas como esta con Cepsa, nuestro propósito es colaborar para que estos combustibles (ahora de difícil acceso) puedan desarrollarse y generalizarse lo antes posible”.

Europea, que incluye la iniciativa legislativa ‘RefuelEU Aviation’, cuyo objetivo es impulsar

los combustibles sostenibles de aviación en la Unión Europea, alcanzando un uso del 2% en 2025, del 6% en 2030 e ir incrementando hasta un porcentaje del 70% en 2050, del que la mitad deberán ser combustibles sintéticos. Y también apoya varios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030: ODS 7 (Energía asequible y no contaminante), ODS 8 (Trabajo decente y crecimiento económico), ODS 12 (Producción y consumo responsables) y ODS 13 (Acción por el clima).

Esta nueva alianza consolida el propósito de Cepsa, uno de los principales productores y suministradores de combustibles para la aviación del mercado español, de convertirse en un referente dentro del sector de las energías limpias. En el marco de su plan estratégico, ‘Positive Motion’, la compañía está desarrollando un ecosistema centrado en acelerar la descarbonización de los clientes industriales, del transporte pesado terrestre, aéreo y marítimo, así como de la propia compañía, mediante la producción de moléculas verdes, principalmente hidrógeno renovable y biocombustibles. Cepsa aspira a liderar en 2030 la fabricación de biocombustibles en España y Portugal, con una capacidad de producción anual de 2,5 millones de toneladas, enfocándose especialmente en impulsar la sostenibilidad de la aviación, con una capacidad de producción de 800.000 toneladas anuales de SAF.

Cepsa ha establecido una ambiciosa hoja de ruta para recortar sus emisiones, situándose entre las compañías referentes de su sector. En concreto, en 2030, reducirá sus emisiones de CO2 (alcance 1 y 2) en un 55% respecto a 2019, el índice de intensidad de carbono de sus productos en un 15-20% y aspira a ser neutra en carbono antes de 2050.

Este acuerdo reafirma la estrategia de sostenibilidad de Volotea, que incluye la activación de más de 50 iniciativas desde su creación, gracias a la que desde 2012 hasta 2021, ha logrado reducir su huella de carbono por pasajero y kilómetro en más de un 40%. En 2022, la aerolínea Volotea se convirtió en la primera en ser auditada por Bureau Veritas, líder mundial en servicios de pruebas, inspección y certificación, en su programa de sostenibilidad Voloterra. La auditoría, además de demostrar su firme compromiso con la reducción de su impacto medioambiental, confirmó que Volotea está en camino de

reducir su huella de carbono al recortar en un 50% sus emisiones de CO2 por pasajero y kilómetro para 2030, en comparación con 2012.

Además, entre otras medidas, la aerolínea trabaja conscientemente para promover el desarrollo de combustibles verdes y participa de manera activa en iniciativas especiales que promueven una industria de la aviación más sostenible. Desde 2022, Volotea opera un servicio especial entre Francia y Alemania que utiliza SAF, mientras invierte en compañías y tecnologías para lograr una operación aérea más ecológica y eficiente. Estas acciones reafirman su compromiso con la adopción y promoción de soluciones sostenibles en la industria aérea.

Cepsa es una empresa líder a nivel internacional comprometida con la movilidad y la energía sostenibles, con una consolidada experiencia técnica tras más de 90 años de actividad. La empresa posee además un negocio de productos químicos líder en el mundo, con unas operaciones cada vez más sostenibles.

En 2022, Cepsa presentó su nuevo plan estratégico con la vista puesta en 2030, Positive Motion, que proyecta su ambición de liderar la movilidad sostenible, los biocombustibles y el hidrógeno verde en España y Portugal, y convertirse en un referente en la transición energética. La empresa sitúa a los clientes en el centro de su negocio y trabajará con ellos para ayudarles a avanzar en sus objetivos de descarbonización.

Los criterios ESG inspiran todas las acciones de Cepsa para avanzar hacia su objetivo neto positivo. A lo largo de esta década va a reducir sus emisiones de CO2 de alcance 1 y 2 en un 55 % y el índice de intensidad de carbono de sus productos en un 15-20 %, con el objetivo de conseguir emisiones netas cero en 2050.

Volotea fue creada en 2011 por Carlos Muñoz y Lázaro Ros, fundadores de Vueling, y es una de las aerolíneas independientes de mayor crecimiento en Europa. La aerolínea opera una flota de 41 Airbus A319 y A320 llegando a más de 100 aeropuertos de 16 países y dispone de bases en 19 ciudades europeas.

Volotea está muy involucrada en conseguir una aviación sostenible y se ha comprometido a reducir un 50% sus emisiones de CO2 por pasajero y kilómetro para 2030 (frente a 2012). Hasta la fecha, la aerolínea ha puesto en marcha más de 50 iniciativas de sostenibilidad que ya han impulsado una reducción de más de 40% de la huella de carbono por pasajero y kilómetro.

Desde 2022, la empresa ha trabajado en el desarrollo de tecnologías alternativas sin emisiones, operando el servicio de transporte interno de Airbus con un 34% de combustible de aviación sostenible, y colaborando con los fabricantes y la industria para que estos combustibles puedan desarrollarse y generalizarse lo antes posible.

Noticias Relacionadas: