Programas del sabado
Comerciantes rechazan centralizar la distribución de alimentos en Venezuela

Comerciantes rechazan centralizar la distribución de alimentos en Venezuela

03 junio, 2016
|
Actualizado: 03 junio, 2016 0:00
|
PUBLICIDAD

Caracas, 3 jun.- El Consejo Nacional del Comercio y los Servicios (Consecomercio) de Venezuela rechazó hoy lo que consideró «centralización gubernamental» de la distribución de alimentos y aseguró que «solo responde a fines políticos y no sociales».

«Para el máximo organismo gremial de los comerciantes y expendedores de servicios, no es posible atender 30 millones de ciudadanos sin logística, ni organización gerencial capaz de impedir que el sistema termine convirtiéndose en un empeoramiento de la escasez», señaló Consecomercio en un comunicado.

El gremio de comerciantes se pronunció sobre los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP) promovidos por el Gobierno del presidente Nicolás Maduro para hacer frente al contrabando y al desabastecimiento de alimentos y combatir la «guerra económica».

Estos comités tendrán a su cargo la distribución casa por casa de productos básicos, como una forma de evitar los «bachaqueros», como se conoce en el país a las personas que adquieren alimentos u otros artículos para revenderlos en el mercado negro.

«Dicha canalización no impedirá que el sistema termine convirtiéndose en un empeoramiento de la escasez y en un afianzamiento de la corrupción», agregó la nota.

Consecomercio advirtió de que el «empeoramiento estará dado por una canalización y entrega de los productos de manera discrecional, a capricho de los funcionarios».

«El Gobierno que hoy pretende concentrar la distribución de alimentos en todo el país es el mismo que viene de fracasar con el manejo de sus redes Mercal, Pdval y Bicentenario», agregó en alusión a las cadenas de tiendas y supermercados gestionados por el Ejecutivo.

Los comerciantes indicaron que las «dificultades para hacer las compras de alimentos» comenzaron «cuando se expropiaron los terrenos productivos, las industrias procesadoras, y se impusieron los controles de cambio y de precios para debilitar a la empresa privada del país».

Según Consecomercio, la «consecuencia de ese erróneo procedimiento ha sido la escasez y el desestímulo a la inversión privada». EFE

Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD