Condenado el ex líder minero de UGT Pedro Castillejo a solo dos años de cárcel

Condenado el ex líder minero de UGT Pedro Castillejo a solo dos años de cárcel

27 julio, 2018
|
Actualizado: 27 julio, 2018 17:13
|
PUBLICIDAD

El ex secretario general del Infide, fundación dependiente del sindicato minero SOMA-UGT, Pedro Castillejo, ha sido condenado a una pena de dos años de prisión por un delito continuado de apropiación indebida.

Castillejo deberá pagar también una indemnización a la fundación de casi 114.954 euros, por considerar probado el tribunal que desvió esa cantidad de dinero a su patrimonio personal, y una multa de 2.400 euros. El tribunal sostiene que a lo largo de su gestión, Pedro Castillejo «no destinó a gastos de representación o a las actividades que eran propias en el desarrollo de la actividad de la fundación» esa cantidad.

Castillejo fue juzgado junto al ex secretario general del SOMA-UGT José Ángel Fernández Villa, acusado también de apropiación indebida de fondos del sindicato minero, si bien la vista oral concluyó de forma separada como consecuencia de dos ingresos hospitalarios del exlíder sindical, cuyo juicio se encuentra ya visto para sentencia. Pedro Castillejo no entrará en prisión ante la cuantía de la pena y al carecer de antecedentes penales.

La acusación particular subió su petición a seis años de cárcel para Fernández Villa y a cinco para Castillejo.

Fernández Villa se acogió a la amnistía fiscal

En octubre de 2014 se conoció que Fernández Villa se había acogido dos años antes, de forma paralela a las últimas movilizaciones del sector minero que lideró, a la amnistía fiscal para regularizar 1,4 millones de euros, lo que llevó a su expulsión del SOMA-UGT y del PSOE, partido en el había sido diputado regional, senador y miembro varios años de sus ejecutivas federal y autonómica.

El sindicato minero presentó una querella contra su ex secretario general que derivó en la apertura de juicio oral con la imposición de una fianza por el juzgado instructor de 434.000 euros, ampliada después a 579.000 euros.

Según el fiscal, el acusado ejercía una «posición de dominio absoluto» en la organización donde tomaba todas las decisiones, incluida la de crear la Fundación Infide y la de poner a Castillejo al frente, e ideó un plan para desviar los fondos del sindicato a su patrimonio personal» que entre 1989 y 2010 le reportó 434.158 euros.

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD