El independentista Forn contrae la tuberculosis en Estremera

El independentista Forn contrae la tuberculosis en Estremera

14 marzo, 2018
|
Actualizado: 14 marzo, 2018 12:44
|

Joaquim Forn, el conseller de Interior, ha contraído tuberculosis mientras se encuentra en la cácel de Estremera, tal y como revelñan los resultados de las pruebas rutinarias. El golpista, mano derecha del ex presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, está preso desde el 2 de noviembre en la cárcel de Estremera, donde se le detectó la enfermedad. En estos momentos ha iniciado un tratamiento de 3 meses de medicación que le provocará algunos efectos secundarios.

La tuberculosis es una enfermedad causada por bacterias que se propagan por el aire, de una persona a otra. Si no se trata adecuadamente, la enfermedad de tuberculosis puede ser mortal. La enfermedad de tuberculosis se puede tratar con medicamentos. Es muy importante que las personas con enfermedad de tuberculosis reciban tratamiento, terminen todos sus medicamentos y los tomen exactamente como se les haya indicado.

Lamela también rechaza poner fianza al segundo de Forn como pedía el fiscal

La juez Carmen Lamela ha rechazado también imponer una fianza de 100.000 euros al exsecretario de Interior César Puig -segundo del exconseller Joaquim Forn– y, al igual que ha hecho con el exdirector de los Mossos Pere Soler -exjefe de Josep Lluis Trapero-, le ha dejado en libertad con medidas cautelares.

La Fiscalía había pedido dejar en libertad bajo fianza a Puig, tal y como había solicitado para Soler, al entender que existe riesgo de fuga y de reiteración delictiva ante la existencia de nuevos fugados, como la portavoz de la CUP, Anna Gabriel, y la iniciativa de investir como presidente de la Generalitat a un preso, en alusión a Jordi Sànchez, y a un huido, Carles Puigdemont, buscando así perpetuar el «procés».

Pese a estos argumentos, la juez -que investiga a los dos por la inacción de los Mossos el 1-O- les ha impuesto como medidas cautelares la prohibición de salir de España y comparecencias quincenales, en sintonía con la que ya tenía Trapero, para quien la Fiscalía pidió el pasado 14 de febrero una fianza de 50.000 euros, que también rechazó Lamela.

.
Noticias Relacionadas: