El PPC pondrá a prueba al PSC de Iceta al proponer un 25% de clases en español

El PPC pondrá a prueba al PSC de Iceta al proponer un 25% de clases en español

04 abril, 2018
|
Actualizado: 04 abril, 2018 14:33
|
PUBLICIDAD

El PPC ha presentado una proposición de ley registrada en el Parlament para cambiar la Ley de Educación Catalana con la que pondrá a prueba al PSC y a En Comú Podem, ya que los independentistas rechazan que el español esté más presente en las aulas.

Según los ‘populares’ de Xavier García Albiol, el objetivo es instaurar una «educación trilingüe», que garantice un 25% de castellano en centros educativos y permita a las familias elección de lengua en «la primera enseñanza de la lectoescritura». En la matrícula de prescripción de este año no se han registrado ninguna modificación, por lo que se impondrá la imposición del catalán en los colegios.

Precisamente la presentación de esta iniciativa en rueda de prensa en la Cámara catalana ha coincidido con la noticia de que la hoja de inscripción para acceder a la educación obligatoria en Cataluña en el curso 2018-19 no incluye ninguna casilla por la que las familias puedan decidir si quieren la escolarización de sus hijos en catalán o en castellano, según publica hoy el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC).

El secretario general del PPC y diputado en el Parlament, Santi Rodríguez, ha desgranado ante los medios los detalles de la proposición de ley de los populares catalanes, que ha dejado claro que «en ningún caso pretende que haya segregación lingüística».

Bajo el título de «proposición de ley de la educación plurilingüe en Cataluña«, la iniciativa registrada por los populares consiste en una modificación de la Ley de Educación de Cataluña (LEC) para «adecuar y adaptar el sistema educativo catalán a los principios constitucionales, estatutarios y a las sentencias en relación a la lengua en la escuela», ha afirmado el diputado.

«Las lenguas oficiales tengan una proporción suficiente en el sistema educativo», el objetivo

El objetivo de la proposición de ley, ha proseguido, es que «las lenguas oficiales tengan una proporción suficiente en el sistema educativo» y potenciar una tercera lengua extranjera, para alcanzar así un «sistema trilingüe» en los centros educativos catalanes.

El dirigente ha asegurado que esta modificación permitiría por lo tanto pasar del sistema actual de inmersión lingüística en catalán a un modelo de «conjunción lingüística», ya que «no se trata de excluir ninguna lengua ni de separar alumnos, sino de dar cabida a las dos lenguas oficiales en el sistema educativo».

Rodríguez ha insistido en que «no se pretende suprimir el catalán como lengua vehicular«, sino que «todos los alumnos tengan acceso a catalán y castellano como vehiculares y a una tercera lengua extranjera», y ha relatado que la proposición establece unos «mínimos» de un 25% en catalán y de un 25% en español y, «en la medida de las posibilidades», un 25% de tercera lengua extranjera.

Plurilinguísmo, la vía a la que se opone el independentismo y el catalanismo en las escuelas

A partir de esos mínimos, deberán ser los centros los que establezcan exactamente la proporción de uso de cada lengua en sus ciclos, ha señalado el secretario general del PPC, que ha recordado que ya en julio de 2013, con CiU en el Govern, se aprobó un programa para el «plurilinguísmo» que establecía porcentajes mínimos para una tercera lengua, de entre un 12% y un 18% según el ciclo escolar.

Rodríguez ha restado importancia, por otro lado, al hecho de que la hoja de inscripción del curso 2018-19 no incluya casilla para castellano, ya que ha recordado que la aplicación del artículo 155 de la Constitución es «excepcional» y que «determinadas cosas no están al alcance del Gobierno, por mucho 155 que haya aplicado».

En este sentido, ha apuntado que la proposición de ley registrada por los populares en el Parlament permite que haya una «casilla» a disposición de las familias para elegir lengua pero únicamente para «un momento y un aspecto muy determinado», el de la «primera enseñanza en primaria del aprendizaje de la lectoescritura».

Podemos defiende la imposición del catalán en la escuela, pese a ser un modelo de fracaso para los castellanohablantes

La portavoz de Catalunya en Comú-Podem, Elisenda Alamany, ha defendido la inmersión lingüística en Cataluña al asegurar que el PPC es «víctima de su obsesión» con esta medida, ya sentenciada en contra por los tribunales. A su juicio, este modelo único en el mundo, a excepción de Groenlandia, sí «funciona», pese a que diversos estudios, como el informe PISA demuestran que los alumnos castellanohablantes salen muy mal parados.

En una rueda de prensa en el Parlament, Alamany ha valorado así que finalmente la hoja de inscripción para acceder a la educación obligatoria en Cataluña en el curso 2018-19 no incluya ninguna casilla para la escolarización en castellano, tampoco en catalán.

En paralelo, el PPC ha presentado hoy una proposición de ley en el Parlament que garantice un 25% de castellano en centros educativos y permita a las familias la elección de lengua en «la primera enseñanza de la lecto-escritura». En este contexto, Alamany ha señalado que «el PP al final es víctima de su obsesión con la inmersión lingüística», un modelo que ha descartado modificar porque «es una de las cosas que funcionan en Cataluña».

En este sentido, la portavoz de los Comunes, que ejerció de profesora, ha destacado que el problema en la escuela pública catalana «no es precisamente la lengua» sino, según ha dicho, los barracones, la precariedad de los profesores interinos o la masificación de las aulas.

Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD