El aeropuerto de Madrid Barajas, sin paros parciales en seguridad hasta después de Semana Santa

El aeropuerto de Madrid Barajas, sin paros parciales en seguridad hasta después de Semana Santa

08 enero, 2018
|
Actualizado: 08 enero, 2018 15:03
|

El juzgado de lo social número 10 de Madrid ha retrasado hasta el 16 de abril, después de Semana Santa, el juicio previsto para este lunes en el que iba a determinar si los paros parciales convocados para esta Navidad por los empleados de seguridad del aeropuerto de Barajas, que están suspendidos cautelarmente, son legales.
El retraso de la vista, en la que debían comparecer representantes de Prosegur y de los empleados de seguridad que trabajan en el aeropuerto madrileño, se ha producido porque el juzgado no había citado al comité de huelga, según fuentes jurídicas consultadas por Efe.
Los trabajadores de Prosegur habían convocado paros parciales en el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas entre el 21 de diciembre y el 8 de enero en para exigir el cumplimiento del acuerdo suscrito con la empresa en julio, que, en su opinión, no se ha aplicado.
El 19 de diciembre, el juzgado suspendió de forma cautelar la convocatoria a petición de Prosegur, que la consideraba ilegal, aunque no se pronunció sobre el fondo del asunto.
La compañía alegó que los motivos planteados por el Sindicato Autónomo de Madrid para convocar los paros eran los mismos que había esgrimido en el anterior preaviso de huelga, que fue declarado ilegal el 11 de diciembre por el Juzgado de lo Social número 5 de Madrid.
El juzgado consideró ilegal la huelga porque, a su juicio, los trabajadores deberían haber pedido antes la ejecución del acuerdo alcanzado en julio, que evitó una primera convocatoria de paros.
En la demanda presentada por Prosegur el 14 de diciembre, la empresa reclamaba como medida cautelar «la suspensión del procedimiento de huelga por los posibles daños y perjuicios de irreparable consecuencia que de la misma pudieran derivarse».
El auto dictado por el Juzgado de lo Social número 10 de Madrid que admitió la suspensión cautelar señalaba que la legislación vigente autoriza al tribunal a acordar esta medida «sin más trámite cuando concurren razones de urgencia». El juzgado subrayaba que debe darse «primacía» a la defensa de los intereses generales de la sociedad en materia de servicio público, sobre todo al haber sido convocados los paros en plenas fiestas de Navidad.

Noticias Relacionadas: