Antonio Mexía (EDP) descarta la fusión con Gas Natural Fenosa

Antonio Mexía (EDP) descarta la fusión con Gas Natural Fenosa

12 abril, 2018
|
Actualizado: 12 abril, 2018 9:30
|
PUBLICIDAD

Antonio Mexía, presidente de EDP, ha descartado completamente la fusión de EDP con Gas Natural Fenosa, un runrun que recorría el mercado desde hace meses, más cuando el consejo de la eléctrica portuguesa dejaba en manos de sus accionistas esta operación.

Mexía ha tildado de «rumores» todas las operaciones que han aparecido en medios durante los últimos meses. Él mismo había dejado en manos de los accionistas la decisión de una posible fusión con la energética española, sin entrar a valorarlos. Ahora, ha ratificado su convicción de mantener una EDP independiente, y cuenta con el respaldo de casi el 100% de los accionistas, el 99,3% concretamente, para mantenerse al frente del cuarto mayor operador mundial en el negocio de renovables.

El máximo responsable de EDP ha afirmado que no se han visto «grandes reestructuraciones», según ha apuntado en una entrevista a El Economista. Desde 2006 se habla de una posible concentración del sector, dejando únicamente cuatro eléctricas en Europa. «Cuatro, aunque no explicaba porqué no tres o cinco. Estamos hablando de este asunto porque las compañías están más sólidas y después de resolver sus problemas quieren todos la misma cosa: más redes, más renovables y más clientes, lo que genera una preocupación por ganar escala».

«EDP no está en este juego», ha afirmado sobre una operación de fusión. «No tenemos conversaciones con ninguno de estos jugadores, de ningún país europeo para hablar de consolidación», ha apuntado. «La prioridad de la gestión desde que llegué es encontrar una historia bursátil que pudiera justificar la existencia de una EDP autónoma y que se pudiera distinguir de los otros», ha continuado.

Asimismo, ha destacado que tanto EDP como Iberdrola han registrado la menor pérdida de activos y han tenido un mejor comportamiento en Bolsa. A su juicio, ambas empresas han sabido «entrar en nuevos mercados y apostar por las renovables», una diferenciación con respecto a las estrategias del resto del sector.

«Por eso para mí la reestructuración debe preocupar a aquellos que tienen necesidad de algo que no tienen. Nosotros no tenemos necesidad de nada. Estoy muy tranquilo con nuestra cartera de activos», ha indicado.

Sobre los movimientos de Mubadala en Cepsa, EDP confía en la compañía, centrada en las energías renovables. «Quiere estar menos expuesta a este riesgo y Cepsa es petróleo», ha explicado. «Para mí resulta claro que si fuese Mubadala no querría petróleo y apostaría por la energía verde y los sectores que van a estar en la punta de la nueva economía, como la electrificación, que será un elemento esencial en la época del post-petróleo», ha indicado.

A favor de la carga fiscal a los carburantes

Me parece bien pasar la carga de la fiscalidad a los carburantes. Va en el sentido de penalizar lo que tiene CO2 y favorecer lo que tiene menos emisiones. En ese sentido, una vez que el precio del CO2 no está en el nivel que debería, esta medida todavía es mejor. Ahora está a 13 euros la tonelada, pero llegó a estar a 2 euros. Con este precio, el gas comienza a sustituir al peor carbón pero el mercado de CO2 no está haciendo todavía la transferencia de más sucio a limpio y por eso desplazar la carga fiscal es una cosa que tiene sentido.

En cuanto a la energía nuclear, ha comentado que «no la pueden pagar los accionistas de las empresas que tienen estas centrales, sino el mercado. Si el mercado no paga, se cierran», ha señalado, al tiempo que ha corroborado que pierden dinero. «Claro, las tienes que cerrar».

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD