BBVA, golpeado por el desplome a nuevos mínimos históricos de la lira turca

BBVA, golpeado por el desplome a nuevos mínimos históricos de la lira turca

15 mayo, 2018
|
Actualizado: 15 mayo, 2018 13:48
|
PUBLICIDAD

BBVA cae más de un 1% en el IBEX 35 tras el desplome a nuevos mínimos históricos de la lira turca. El precio de las acciones del banco presidido por Francisco González caen a los 6,75 euros tras la promesa del presidente turco, Recep Tayyip Erdogán, de intervenir en el mercado de divisas.

El BBVA es el banco española con más intereses en ese país, mientras la moneda turca ha perdido más del 50 por ciento de su valor en los últimos 5 años, ya que hasta abril de 2013, la divisa oscilaba entre las 2 y las 2,5 liras por euro.  El banco presidido por Francisco González está muy expuesto a esa país, al tener el control del Garanti Bank. Al cierre del pasado ejercicio, Turquía representó el 23% del beneficio total del BBVA, con 826 millones de euros.

Erdogan pretende controlar el mercado de divisas de Turquía si gana las elecciones el próximo mes de junio. Así lo ha afirmado tras su visita oficial en Londres, al tiempo que bajará los tipos de interés. Además, ha asegurado que Turquía se convertirá en un país presidencialista, al estilo de Rusia tras las elecciones del próximo 24 de junio, con lo que tendrá un control total sobre la economía, ahuyentando así a los inversores extranjeros. De hecho, el mercado ha continuado vendiendo liras frente al dólar y recoge un nuevo mínimo histórico.

«Cuando las personas están en dificultades debido a las políticas monetarias, ¿a quién van a exigir cuentas?», ha afirmado Erdogan en una entrevista con Bloomberg Television. «Harán responsable al presidente. Como le preguntarán al presidente al respecto, tenemos que emitir la imagen de un presidente que influye en las políticas monetarias», ha asegurado, justificando así su decisión de transformar la política de Turquía. «Puede que algunos se sientan incómodos» con un país presidencialista, pero «tenemos que hacerlo», ha apostillado. «Porque son los que gobiernan el Estado los que rinden cuentas a los ciudadanos», ha continuado.

Tras semanas de incertidumbre y continuos desplomes de la lira turca, los inversores extranjeros esperaban un cambio de actitud y transmitir un mensaje para arrojar seguridad, junto con medidas para frenar la inflación, que se dispara ya más de dos dígitos, al tiempo que hay preocupación por el sobrecalentamiento de la economía turca, lo que podría llevarla de nuevo a la recesión. Erdogán, no obstante, ha comunicado y transmitido que su país presidencialista podrá doblegar la situación.

Preocupado por la inflación, pero evita subir los intereses

En este sentido, el presidente de Turquía ha rechazado subir los tipos de interés para tratar de paliar la altísima inflación, y fruto de su inacción los precios se han incrementado. Todo pese a afirmar que la inflación es «la madre y el padre de todos los males».

El presidente turco le dijo a Bloomberg que recortar las tasas de interés reduciría la inflación. «Cuanto menor sea la tasa de interés, menor será la inflación», ha afirmado, pero esto solo es válido en una economía boyante. «En el momento en que lo bajemos a un nivel bajo, ¿qué pasará con las entradas de costos? Eso también disminuirá. . . usted podrá tener la oportunidad de vender sus productos a precios mucho más bajos. . . El asunto es tan simple como esto», ha afirmado.

El Banco de Turquía, al servicio del Estado y atado de pies y manos

Tras afirmar que el Banco de Turquía es independiente, ha afirmado que no puede actuar con independencia y «dar de lado a las señales dadas por el presidente».  Hará sus evaluaciones de acuerdo con esto, siga sus pasos de acuerdo con esto. Y creo que esto dará como resultado pasos muy beneficiosos en el futuro «.

Cuando se le preguntó acerca de informes en la prensa turca de que el viceprimer ministro Mehmet Simsek, quien tiene una relación cercana con inversores extranjeros, puede abandonar el gobierno después de las elecciones, Erdogan ha evitado responder la pregunta.

BBVA afirma que la digitalización ha compensado los «vientos de frente» de las devaluaciones

La digitalización es una de las principales herramientas de BBVA para lograr eficiencia y afrentar las depreciaciones de ciertas monedas en las que opera, como el peso mexicano, dijo hoy el consejero delegado del Grupo BBVA, Carlos Torres Vila.

«Hemos conseguido que la digitalización nos ayude a seguir mejorando la eficiencia (…), compensando los vientos de frente que tenemos por las devaluaciones de las monedas, que han sido muy importantes en los últimos tiempos», dijo Torres Vila en la Reunión Nacional de Consejeros Regionales BBVA Bancomer 2018.

En este encuentro anual del Bancomer, filial del español BBVA, Torres Vila destacó que la digitalización del negocio ha permitido hacer crecer los ingresos «de forma sostenida y a ritmos muy superiores al crecimiento de gastos».

Este hecho permite también enfrentar la depreciación de monedas como el peso mexicano, por encima de las 19 unidades por dólar en las últimas semanas debido a la fortaleza de la divisa estadounidense y la incertidumbre que generan las elecciones mexicanas y la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). El banco tiene en el mundo alrededor de 24 millones de clientes digitales, y de estos 19,3 millones son clientes móviles.

En medio de un momento «verdaderamente transformador», la tecnología es esencial, incluso en las elecciones, donde ha cambiado «la propia concepción de democracia y del perfil de los líderes», dijo el ejecutivo en referencia al proceso electoral mexicano del 1 de julio, en el que se elige al presidente y a otros 3.400 cargos públicos.

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD