Programas del domingo
Brufau, presidente de Repsol, pide corregir las ‘fallas energéticas’ de la UE
de izquierda a derecha: Iñigo Díaz de Espada, presidente del CECME; Juan Francisco Martínez, almirante y secretario general de Política de Defensa, del ministerio de Defensa; Antonio Brufau, presidente de Repsol, y Jordi Garcia Tabernero, vicepresidente de ENERCLUB.

Brufau, presidente de Repsol, pide corregir las ‘fallas energéticas’ de la UE

10 mayo, 2023
|
Actualizado: 10 mayo, 2023 14:03
|
PUBLICIDAD

El presidente de Repsol, Antonio Brufau, ha dicho este miércoles que Europa debe hacer una revisión de su estrategia energética después de que la guerra de Ucrania haya dejado al descubierto «fallas» en la misma.

Brufau, durante la inauguración de la jornada en la que se ha presentado la publicación «Energía y Geoestrategia» correspondiente a 2023, ha señalado que esa revisión de la estrategia energética debe asegurar la seguridad del abastecimiento y la sostenibilidad económica.

Ha indicado que, aunque se ha dejado atrás la pandemia de la covid 19, la salida ha afectado a las relaciones entre países y que la invasión rusa de Ucrania, además de afectar directamente a miles de personas, está causando un impacto económico negativo, que se plasma en el encarecimiento de los precios de la energía.

El presidente de Repsol ha recordado la tensión entre Estados Unidos y China, y la aprobación por Estados Unidos en agosto de la Ley de Reducción de la Inflación (IRA), que destina más de 370.000 millones de dólares a energía limpia, lucha contra el cambio climático y seguridad energética para tener una ventaja estratégica frente a China y el resto del mundo.

Ha destacado que la IRA proporciona margen y certidumbre a los inversores, con neutralidad tecnológica.

Europa se enfrenta a retos para mantener el ritmo de Estados Unidos y China, según el presidente de Repsol

El presidente de Repsol ha dicho que Europa para mantener el ritmo de Estados Unidos y China se enfrenta a retos, como en el acceso a las materias primas para la transición energética y en autonomía estratégica.

Por su parte, el presidente del Comité Español del Consejo Mundial de Energía (CECME), Íñigo Díaz de Espada, ha indicado que la invasión rusa de Ucrania ha provocado una crisis energética global, con un «horizonte incierto».

También ha advertido que hay que tener cuidado en sustituir unas dependencias, como la que tiene Europa de Rusia y China en los suministros, en el primer caso en la energía y en el segundo en manufacturas y algunas materias primas, por otras.

Por su parte, el vicepresidente del Club de la Energía, Jordi García Tabernero, ha destacado la capacidad de las instituciones europeas para trabajar en el ajuste de los sistemas energéticos para reducir la elevada dependencia de Rusia, algo que ha indicado que se ha hecho en un «tiempo récord» y con un capacidad de consenso «muy elevada».

Además, ha subrayado el importante rol que ha tenido España en las soluciones que se han aportado a la crisis energética y ha dicho que la presidencia de la UE que ostentará España en el segundo semestre del año será una «ocasión única para dar un paso adelante» y descubrir todo lo que España «puede aportar a Europa».

«Pisar el acelerador» de la transición energética

En su opinión, hay que «pisar el acelerador» de la transición energética no sólo por temas ambientales o climáticos, sino también para garantizar la seguridad del suministro, así como la competitividad, haciendo el coste de la energía más asumible para los ciudadanos y empresas.

También ha subrayado la importancia de involucrar a la sociedad en el cambio, para lo que se necesita que los ciudadanos entiendan las decisiones que se toman en el sector energético, donde ha dicho que no hay soluciones únicas o sencillas.

Por su parte, el secretario general de Política de Defensa del Ministerio, el almirante Juan Francisco Martínez, ha vaticinado que en el proceso de transición de sustitución de combustibles fósiles por fuentes no contaminantes va a haber tensiones adicionales.

Ha explicado que los países que basan sus economías en esos combustibles no saben si van a conseguir modificar sus modelos económicos a tiempo y también ha apuntado que el que se anticipe una futura reducción de las necesidades de combustibles fósiles puede hacer que compañías que se dedican a su extracción inviertan menos en ella y se pueden llegar a producir cuellos de botellas y carestías durante el proceso de transición. 

Noticias Relacionadas: