CaixaBank quiere destinar 1.000 empleados a la atención a distancia

CaixaBank quiere destinar 1.000 empleados a la atención a distancia

29 enero, 2018
|
Actualizado: 29 enero, 2018 7:24
|

CaixaBank quiere destinar 1.000 empleados a la atención a distancia de la clientela en el año 2019, un servicio que el banco presta actualmente a través de los centros «inTouch«, uno de los cuales se acaba de abrir en Barcelona.
En estos centros trabajan gestores que atienden a sus clientes por teléfono o a través de canales virtuales, un modelo que el banco entiende que permite adaptarse mejor a las necesidades de una parte de sus clientes.
El objetivo del banco es superar el millón de clientes atendidos a través de este servicio a finales de 2019. CaixaBank abrió el primero de estos centros en Madrid a principios de 2017 y, dada la buena acogida que tuvo, implementó otro en Sevilla y un tercero en Pamplona.
Fuentes de CaixaBank han precisado a Efe que el banco ha puesto en marcha este mes un centro «inTouch» en Barcelona.
Actualmente, más de un centenar de empleados de CaixaBank prestan atención remota a más de 100.000 clientes a través de estos cuatro centros, pero la dirección de CaixaBank quiere destinar a unas mil personas a este tipo de servicio en 2019, y por ello está negociando un acuerdo laboral con los sindicatos.
La dirección de CaixaBank y los sindicatos afrontan la negociación tomando como modelo el acuerdo laboral conseguido para el personal de las llamadas oficinas Store, que abren de lunes a jueves hasta las 18:30 horas -los viernes hasta las 14:30 horas-, un modelo que busca potenciar la atención personal del cliente.
Actualmente, CaixaBank dispone de unas 110 oficinas de este tipo repartidas por toda España.
Para incentivar al personal interesado en formar parte de un centro «inTouch», CaixaBank propone abonar un plus por horario a estos empleados, que trabajarían dos días por semana hasta las 18:30 horas y otros tres hasta las 15.00 horas, y les ofrece mayores facilidades para acelerar su carrera profesional en la entidad.

La banca reduce el número de oficinas

Por su parte, los sindicatos insisten en que la incorporación a los centros «inTouch» sea voluntaria y que las plazas que queden vacantes se cubran con contrataciones de nuevo personal.
Los grandes bancos españoles están reduciendo en los últimos años el número de oficinas bancarias y dando prioridad a las de mayor tamaño, y en paralelo están apostando cada vez más por potenciar los canales de atención telemáticos para adaptarse a las necesidades de sus clientes.
Los centros «inTouch» de CaixaBank están dirigidos a clientes que ha seleccionado la propia entidad por su uso preferente de los canales digitales en su relación con el banco.
Uno de los canales que se utiliza para relacionarse con el cliente es el llamado «Muro», similar al muro de mensajes de Facebook, un servicio a través del canal Línea Abierta que permite realizar videollamadas y firmar la operación por internet.
También incorpora la posibilidad de contactar con un gestor y con especialistas de productos para que ayuden de forma remota a los clientes en sus operaciones más complejas, así como intercambiar de forma segura cualquier tipo de documentación e incluso imágenes.

Noticias Relacionadas: