PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Jordi Gual y Josep Oliu, presidentes de CaixaBank y Sabadell, respectivamente

CaixaBank, a Palma de Mallorca; y Banco Sabadell, a Oviedo, Madrid o Alicante

CaixaBank recalaría en Palma de Mallorca en caso de que su consejo de Administración aprobara un cambio de sede, al menos de forma temporal. Banco Sabadell se trasladaría a Oviedo, según aseguran fuentes conocedoras de la situación a Intereconomia.com.

PUBLICIDAD

El Consejo de Administración de CaixaBank se reúne este jueves y encima de la mesa se discutirá un posible cambio de sede social, al menos de forma temporal, según afirman fuentes conocedoras de la situación a Intereconomía.com. El traslado desde su sede social a Cataluña se realizaría de forma “provisional” debido a la declaración unilateral de independencia que aprobará el Parlamento autonómico de Cataluña el próximo lunes.

CaixaBank activaría así planes de contingencia para salvaguardar los ahorros de clientes y depositantes, como ya asegurase la propia entidad financiera esta misma semana. El cambio de sede social se realizaría en menos de 24 horas e incluso las fuentes afirman que se dará a conocer parte de esta estrategia de contingencia a cierre del mercado de este mismo jueves.

Fuentes oficiales de CaixaBank afirman a este diario que “no hay ninguna decisión tomada” y que se mantendrá la sede social en las dos Torres Negras de la Diagonal de Barcelona. Las mismas fuentes precisan que solo se adoptaría un cambio temporal en caso estrictamente necesario.

PUBLICIDAD

El cambio de sede social necesitaría el apoyo del Consejo de Administración y posteriormente el de los accionistas, por lo que sería cuestión de horas aprobarlo, más teniendo en cuenta el riesgo que conlleva permanecer en Cataluña en estas semanas convulsas para la sociedad civil y económica.

Desde Banco Sabadell aseguraron esta misma semana que el cambio de sede social es cuestión de “horas”. La entidad presidida por Josep Oliu estudia Oviedo, Madrid y Alicante como nuevas sedes. Por sorpresa y de forma inesperada, Banco Sabadell ha convocado a su consejo de Administración para esta misma tarde y abordar el cambio de sede social. El consejo de administración tiene claro que el movimiento se hará, y tan solo se discute ahora cuál sería el lugar más idóneo. El traslado de sede social responde a una decisión técnica y se realiza para proteger los intereses de los clientes.

Actualmente, Sabadell cuenta con centros operativos en San Cugat del Vallés y Barcelona, además de en Madrid y en Alicante, ciudad en la que cuenta con su centro de datos o “back up”. El cambio del domicilio social permitirá a la entidad seguir operando con normalidad dentro del Eurosistema garantizando los intereses de sus accionistas, clientes y empleados dentro de cualquier escenario. Horas después de publicarse la información, la entidad financiera ha confirmado a la CNMV el cambio de sede: “El Consejo de Administración de Banco Sabadell se reúne hoy en sesión extraordinaria para analizar el posible cambio de domicilio social”.

PUBLICIDAD

Desde el Banco Sabadell reconocen que a pesar de esta lógica inquietud, la operativa en la red sigue siendo normal y no hay ningún movimiento significativo de depósitos en cuanto se le explica a los clientes que el grupo es una entidad internacional.

Los minoritarios de Sabadell prefieren Alicante

El Núcleo Estable de Accionistas Minoritarios del Banco Sabadell (NEM Sabadell) ha sugerido al Consejo de Administración de esta entidad que tenga en cuenta su propuesta que realizó en 2015 de trasladar la sede social de la entidad a Alicante, si finalmente se decide su cambio de ubicación. NEM Sabadell, que aglutina a pequeños y medianos accionistas de la institución, ha dirigido un escrito al presidente del Sabadell, Josep Oliu, tras “la noticia de una reunión urgente para esta tarde del Consejo de Administración del Banco” para decidir si traslada su sede social a Madrid o Alicante, ante la posibilidad de que Cataluña declare unilateralmente su independencia.

En el escrito, firmado por el presidente y el vicepresidente de NEM Sabadell, Víctor Baeta y Josep De Marfà, respectivamente, se sugiere que “si finalmente se culmina” en la reunión de esta tarde “la intención de cambiar la sede de la entidad, se tenga en cuenta la propuesta ya realizada por el NEM Sabadell en la Junta de Accionistas del 2015 de trasladar la misma a Alicante”. “Nuestra propuesta del cambio de sede a Alicante responde a razones fundamentalmente económicas, y más si tenemos en cuenta las positivas sinergias que al banco le supuso la adquisición de la CAM“, dice el texto.

Subidas en Bolsa tras la decisión

CaixaBank, por su parte, recupera más de un 1% en Bolsa, tras estudiar un cambio de sede, mientras Banco Sabadell deja atrás los números rojos en Bolsa y sube cerca de un 3% en la sesión de este jueves tras la decisión de debatir dónde se situará el nuevo domicilio social.

Este debate se produce con las primeras salidas de cotizadas catalanas, como Oryzon y Eurona, tras el órdago separatista de la Generalitat, presidida por Carles Puigdemont. Se espera que este mismo lunes haya una Declaración Unilateral de Independencia, uno de los peores escenarios políticos, ya que el Gobierno de Mariano Rajoy debería actuar con contundencia, tal y como exigió el Rey Felipe VI. Cabe recordar que CaixaBank tiene un 22% de su negocio de España en Cataluña. Mientras que Banco Sabadell tiene el 15% del total de su negocio mundial en Cataluña, el 29% del total en España.