Programas del sabado
Campofrío incorporará a toda la plantilla en la nueva plana de Burgos

Campofrío incorporará a toda la plantilla en la nueva plana de Burgos

12 octubre, 2016
|
Actualizado: 12 octubre, 2016 13:14
|

La nueva planta que Campofrío levanta en Burgos tras el incendio de noviembre de 2014, incorporará a la totalidad de la plantilla de 500 empleados.

La puesta en marcha de la nueva planta que Campofrío levanta en Burgos tras el incendio de noviembre de 2014, incorporará a la totalidad de la plantilla de 500 empleados gracias al acuerdo alcanzado entre la dirección de la empresa y los sindicatos, que permite evitar «medidas traumáticas».

El preacuerdo se cerró a última hora de este martes, en la cuarta reunión mantenida por la comisión negociadora. El 16 de noviembre finaliza el expediente de regulación temporal de empleo firmado tras el incendio que destruyó la planta en 2014, pero la planta denominada Nueva Bureba no estará al cien por cien de su producción.

Es más, Campofrío ha elaborado un plan de recuperación que alarga el proceso hasta mayo del próximo año, así que no requiere de toda la plantilla, compuesta por más de 500 empleados, justo al inicio. Sin embargo, gracias al acuerdo alcanzado se han evitado medidas «traumáticas», ha explicado Ramón Marijuán, como podría ser un nuevo expediente de regulación o la bajada de sueldos.

En concreto, sindicatos y empresa optan por modificar de manera «puntual» el pacto de empresa para que todos los trabajadores dejen de tener suspendidos sus contratos a fecha 16 de noviembre.

Su incorporación a la nueva planta será progresiva, en función de las necesidades de Campofrío; de hecho, ahora se cuenta con ochenta empleados, entre noviembre y diciembre se esperan doscientos y el resto hasta 523 se incorporarán entre enero y mayo.

Las fórmulas utilizadas para esa progresividad son los descansos retribuidos de un máximo de 30 días por trabajador y días de ajuste horario, además de la semana de vacaciones que «ceden».

Igualmente, los empleados podrán acogerse a permisos retribuidos para adaptarse al puesto y excedencias voluntarias, con pago del 25 por ciento del salario y reincorporación asegurada.

El acuerdo alcanzado es un preacuerdo que deberá ratificarse por ambas partes en el plazo de una semana, aunque los sindicatos convocarán una asamblea de trabajadores para explicarlo.

.
Noticias Relacionadas: