El caso Defex acaba con Miguel Ramirez en Mercasa

El caso Defex acaba con Miguel Ramirez en Mercasa

01 febrero, 2017
|
Actualizado: 01 febrero, 2017 19:58
|

El Consejo de Administración de Mercasa ha aprobado el cese de su director de operaciones en el exterior, Miguel Ramírez.Ramírez, licenciado en Derecho y doctor en Derecho Agrario Comunitario por la Universidad de Roma, ejercía funciones directivas sobre el Departamento Internacional.
Fue presidente de Mercasa de 1996 a 2004 y, posteriormente, director de la Fundación Mercamadrid (2004-2008) y adjunto al Presidente de Mercasa de 2012 a 2015.
Miguel Ramírez, exdiputado del PP, era el responsable de Mercasa Incatema. En el consejo de Mercasa está Pablo González, hermano del expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González. González, exdirectivo de Bankia, es desde 2012 director de Estrategia y Operaciones de Mercasa.
El presidente de Mercasa desde 2012 es Eduardo Amejide, amigo del empresario Ignacio López del Hierro, marido de la secretaria general del PP y ministra de Defensa, María Dolores de Cospeda. Ambos fueron gobernadores civiles durante la Transición.

Caso Defex

A Miguel Ramirez se le ha realacionado con el fugitivo del caso Defex, Guillerme Taveira, de nacionalidad portuguesa y angolana. Según la acusación Taveira cobró más de dos millones de euros de contratos en el exterior del consorcio Mercasa Incatema, que dirigia Miguel Ramirez. Estuvo contrado durante ocho años y actualmente está en busca y captura por desviar presuntamente 100 millones de dólares en una venta fraudulenta de armas de España a Angola de la empresa estatal Defex y que investiga la Audiencia Nacional.
Según informó la Cadena SER, Taveira consiguió para Mercasa, empresa controlada por la SEPI y el Ministerio de Agricultura, un contrato de más de 200 millones de dólares para construir un centro de distribución en Angola. La operación se efectuó a través de la división exterior de Mecasa que dirigía Miguel Ramierez.
José de la Mata, juez de la Audiencia Nacional,  emitió en 2014 una orden de búsqueda y captura contra Taveira por su presunta participación en la desaparición de 100 millones de dólares en una operación de venta de armas que la empresa pública Defex suscribió con Angola. Están imputados, además, los dos expresidentes de Defex, José Ignacio Encinas Charro y Fernando Aguilar Viyuela, cuñado de la presidenta madrileña, Cristina Cifuents.
 

.
Noticias Relacionadas: