DIA, Carrefour y Lidl, denunciadas por introducir la «tasa rosa»

DIA, Carrefour y Lidl, denunciadas por introducir la «tasa rosa»

15 mayo, 2018
|
Actualizado: 15 mayo, 2018 14:59
|
PUBLICIDAD

DIA, Carrefour y Lidl ofertan maquinillas desechables para hombre y para mujer en sus lineales. La única diferencia es el color del producto y su destinatario, el precio llega a ser un 171% más para las mujeres respecto a las destinadas a hombres.

Así lo ha denunciado Facua en varios escritos en los que exige sanciones económicas para DIA, Carrefour y Lidl por su «tasa rosa fraudulenta». El precio de las maquinillas femeninas 171% más caras que otras que poseen características idénticas.

La asociación ha interpuesto las denuncias contra DIA y Carrefour y ante la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid, mientras que en el caso de Lidl se ha dirigido a la Agencia Catalana del Consumo, al ser en estas comunidades donde las empresas tienen sus domicilios.

La asociación considera que estas empresas «pueden estar incurriendo en publicidad engañosa» al vender a un precio mayor maquinillas que no presentan ninguna ventaja con respecto a las que se ofertan a hombres, según un comunicado.

La única diferencia entre las maquinillas que estas empresas dirigen al público femenino consiste en la utilización de las palabras Women, Lady y Miss y en el uso del color rosa tanto en el propio producto como en el empaquetado. En el ejemplo mostrado por Facua, el precio de la maquinilla desechable para mujer es un 30% superior por el mismo producto cuyo comprador potencial sería un hombre. En las que ofertan a hombres, sin embargo, emplean los colores azul o gris y en dos de los casos incluyen la palabra Men en su etiquetado.

Women, Lady y Miss, la única diferencia de los productos

La única diferencia entre las maquinillas que estas empresas dirigen al público femenino consiste en la utilización de las palabras Women, Lady y Miss y en el uso del color rosa tanto en el propio producto como en el empaquetado. En las que ofertan a hombres, sin embargo, emplean los colores azul o gris y en dos de los casos incluyen la palabra Men en su etiquetado.

Facua también considera que esta diferenciación de los productos puede incurrir en una discriminación de género en las consumidoras que acudan a estos establecimientos. La Ley para la Igualdad Efectiva de Mujeres y Hombres indica que las empresas están obligadas «al cumplimiento del principio de igualdad, evitando discriminaciones, directas o indirectas, por razón de sexo«.

La asociación ha interpuesto las denuncias contra DIA y Carrefour ante la Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid, mientras que en el caso de Lidl se ha dirigido a la Agencia Catalana del Consumo, al ser en estas comunidades donde las empresas tienen sus domicilios.

Carrefour vende diez cuchillas de su marca Discount, genérica, por 85 céntimos, mientras que un paquete con las mismas unidades y características de la marca Miss Express cuesta 2,31 euros

Un estudio de marzo realizado por esta organización comprobó que las cuchillas de afeitar dirigidas al público femenino podían costar hasta un 171% más caras que otras de iguales características comercializadas para hombres. Carrefour vende diez cuchillas de su marca Discount, genérica, por 85 céntimos, mientras que un paquete con las mismas unidades y características de la marca Miss Express cuesta 2,31 euros.

Lidl, bajo la marca Cien Men, ofrece doce unidades de cuchillas de dos hojas por 99 céntimos. El paquete supuestamente destinado a mujeres, con el nombre Cien Lady, también tiene el mismo precio, pero sólo contiene seis cuchillas, lo que se traduce en un incremento del 100%.

Bonté, la marca de cosmética de Dia, vende el paquete de veinte cuchillas de dos hojas Bonté Men por 1,75 euros, mientras que diez cuchillas idénticas pero comercializadas bajo el nombre Bonté Woman’s Confort tienen un precio de 2,30 euros, es decir, un 163% más caras si se compara el precio por unidad.

Publicidad engañosa porque su «presentación induce o puede inducir a error a los destinatarios»

La ley de competencia desleal señala que se considera engañosa esta publicidad cuando la «presentación induce o puede inducir a error a los destinatarios, siendo susceptibles de alterar su comportamiento económico» e incide sobre «el precio o su modo de fijación, o la existencia de una ventaja específica con respecto al precio».

.
En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD