El e-Commerce amenaza con irse de España por la carga fiscal

El e-Commerce amenaza con irse de España por la carga fiscal

13 junio, 2016
|
Actualizado: 13 junio, 2016 13:22
|
El e-Commerce, el sector de las empresas llamadas a cambiar el modelo de negocio actual entre los intermediarios, dan el golpe en la mesa por la presión fiscal en España. La mayoría de estas empresas instaladas en España y que estudian abandonar el país buscan un país con un mejor trato fiscal para acomodar su negocio. Esta es una de las conclusiones de la compañía de asesoramiento y gestión empresarial Ad&Law, que ha señalado que la presión fiscal sobre el e-Commerce asociada al Régimen de Ventas a Distancia del Estado y de la UE es costosa y compleja para estas empresas. Y es que, según la ley, se tiene que pagar los impuestos del país destino dependiendo de las ventas. Por ejemplo, el IVA repercutido es el del país destino y no el de origen del producto. De esta forma, un producto vendido de España a Grecia tendrá la tributación del IVA griego y no del español siempre y cuando se superen los límites fijados. Según esta normativa, estas empresas de e-Commerce tendrán que pagar el IVA de Reino Unido si el montante supera las 70.000 libras, o bien los 100.000 euros en Alemania y Francia, mientras que en Italia es de 30.000 euros, según recoge Libremercado. Así, las empresas especializadas en el intercambio de bienes a través de la tecnología se ven perjudicadas por los pequeños envíos, por lo que numerosas empresas buscan una salida a esta asfixia fiscal fuera de las fronteras europeas, ya que numerosos países no pagan IVA por la compra, como Japón. Para evitar este IVA, el e-Commerce debe presentar además un documento que acredite la salida efectiva de los bienes vendidos fuera de la UE. En caso contrario tendrán que pagarlo ya que Hacienda no se fía del albarán ni del justificante de pago. Este documento cuesta 18 euros por producto, por lo que el coste de enviarlo fuera se encarece y dejan de ser competitivos. "Si una empresa realiza 100 envíos a clientes en Brasil, tendría que disponer de un DUA por cada envío, lo que supondría un coste, de 1.800 euros", señala la empresa. "Las dificultades unidas a la elevada burocracia que se exige en España a las empresas y autónomos está provocando una huida de empresas de este sector a países con fiscalidades más flexibles donde los medios de prueba para demostrar las exportaciones son más ágiles y económicos", concluye.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD