El caso Abengoa persigue a Borrell: La Eurocámara pedirá explicaciones

El caso Abengoa persigue a Borrell: La Eurocámara pedirá explicaciones

24 septiembre, 2019
|
Actualizado: 24 septiembre, 2019 11:50
|

El ministro español de Exteriores en funciones, Josep Borrell, acudirá el próximo 7 de octubre a Bruselas para su audiencia ante la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, que debe superar para asumir el cargo de alto representante europeo para la Política Exterior. A instancia de la Comisión de Asuntos Jurídicos deberá aclara su papel jugado en Abengoa y su multa de la CNMV por uso de información privilegiada.

Josep Borrell no se libra del caso Abengoa. Fue multado con 30.000 euros por vender acciones siendo consejero de la compañía sevillana días antes de la quiebra que provocó la ruina de miles de pequeños inversores. Algo que no importó a Pedro Sánchez que lo siguió manteniendo como ministro de Exteriores. La dimisiones por corrupción se exigen a otros partidos, pero parece ser que no en el PSOE.

La infracción le impide formar parte en España de un consejo de administración de una empresa, pero no ser ministro de Exteriores o ahora Alto Representante de la Política Exterior de la UE. Pero antes de eso tendrá que aclarar en el Parlamento Europeo el papel jugado en Abengoa, además de explicar que piensa hacer con las acciones que posee en tres empresas que realizan lobby en Bruselas: Bayer, Iberdrola y BBVA.

Así se lo ha solicitado por carta la Comisión de Asuntos Jurídicos de la Eurocámara, que es el órgano que emite un primer informe no político de los candidatos a formar parte de la futura Comisión Europea para determinar si son aptos o no. Aunque otros candidatos también han recibido la carta, las mayores dudas se ciernen sobre Borrell por su actuación ilícita en Abengoa en un momento donde la trasparencia y los códigos de buen gobierno se imponen en Europa.

Los 26 comisarios designados por la presidenta electa de la Comisión, Ursula von der Leyen, deben obtener el visto bueno antes de que eche a andar el nuevo Ejecutivo comunitario.

Borrell, junto al resto de vicepresidentes, será de los últimos en pasar el examen de la Eurocámara y su audiencia durará unas tres horas.

La evaluación de cada audiencia no es vinculante por sí sola, pero el pleno del Parlamento Europeo debe dar luz verde al equipo al completo en su próxima sesión plenaria, a finales de octubre, por lo que habitualmente un dictamen negativo lleva al afectado a retirar su candidatura para no perjudicar la viabilidad del conjunto.

En ese caso, el país cuyo comisario se retira debe proponer otro candidato, ya que la Comisión cuenta con un miembro por cada país de la UE (sin contar al Reino Unido, que no ha nominado a nadie por su próxima marcha del bloque comunitario).

 

Noticias Relacionadas: