Erdogan mantiene los tipos de interés en Turquía y desploma la lira

Erdogan mantiene los tipos de interés en Turquía y desploma la lira

24 julio, 2018
|
Actualizado: 24 julio, 2018 14:34
|
PUBLICIDAD

La lira turca sufre un severo desplome después de que el Banco Central de Turquía mantenga por orden de Recep Tayipp Erdogan los tipos de interés, una forma de sobrecalentar la economía, continuando así con la política del dinero barato.

Erdogan ha tomado el control absoluto de las finanzas y de la política en Turquía. Lo tomó a principios de julio y en su mensaje aseguraba que mantendría la política del crédito barato, pese al sobrecalentamiento al que se expone el país. BBVA, el banco del IBEX 35 con mayor exposición a Turquía, recibe la decisión con subidas del 2%.

El tipo de interés en Turquía alcanza ya el 17,75%, mientras que los principales actores del mercado esperaban una lucha para atajar la espiral inflacionaria. Erdogan, no obstante, opta por seguir manteniendo las facilidades de crédito. La lira se desploma ya un 4% y registra mínimos históricos frente al dólar.

La reunión del martes del comité de política monetaria del banco central turco (CBRT) era la primera desde la reelección del presidente Recep Tayyip Erdogan el 24 de junio y la puesta en marcha de un sistema presidencial que aumenta su poder. El Banco Central de Turquía se ha convertido en un tentáculo más de Erdogan eliminando así todo rastro de independencia.

La lira turca frente al euro cae a los 0,18, un nivel cercano a los mínimos históricos registrados esta misma semana. La moneda turca ha perdido más del 75% de su valor en los últimos 5 años, ya que hasta abril de 2013, la divisa oscilaba entre las 2 y las 2,5 liras por euro. A partir de mayo de 2013, sin embargo, inició una progresiva caída, interrumpida solo por una relativa estabilidad entre 2014 y mediados de 2015.

El Gobierno turco de Erdogan ha intentado contrarrestar el efecto psicológico de la pérdida de valor de la moneda destacando el buen crecimiento de la economía y prometiendo paquetes de incentivos a la industria para fomentar las inversiones.

Algunos analistas achacan la fuerte depreciación de la moneda al ambiente de incertidumbre e inseguridad desencadenado tras el fallido golpe militar de 2016, la percibida fragilidad de la separación de poderes, las tensiones de Ankara con Washington y la participación de Turquía en la guerra en Siria.

Con todo esto tiene que lidiar el BBVA en Turquia. El banco presidido por Francisco González está muy expuesto a esa país, al tener el control del Garanti Bank. Al cierre del pasado ejercicio, Turquía representó el 23% del beneficio total del BBVA, con 826 millones de euros.

En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD