El frío gélido disparará en más de un 14% el gasto energético de los hogares

El frío gélido disparará en más de un 14% el gasto energético de los hogares

14 febrero, 2018
|
Actualizado: 14 febrero, 2018 18:14
|

El frío hará que gastemos un 14% más en calefacción y otros consumos domésticos. Así se desprende del último informe elaborado por el comparador de seguros de hogar Acierto.com, que revela que con la bajada de las temperaturas tendemos a subir el termostato un par de grados y a mantenerla encendida durante más tiempo.

Veinte provincias continúan hoy en alerta naranja o amarilla por mínimas que oscilaran entre los 4 y 10 grados bajo cero en amplias áreas de la mitad norte peninsular, informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en su página web.


La Aemet avisa de que con la alerta naranja existe un riesgo meteorológico importante, fenómenos meteorológicos no habituales y con cierto grado de peligro para las actividades usuales, y con la amarilla no existe riesgo meteorológico para la población en general, aunque sí para alguna actividad concreta.

Sin embargo, aumentar la temperatura en tan solo un grado dispara el consumo energético en hasta un 7%. Por desgracia esto se verá reflejado directamente en la factura de los consumidores que, tras las últimas subidas del gas y la electricidad, deberán reajustar su economía doméstica.

Pero, ¿cuánto subirá mi factura de la luz?

En concreto tendrán que abonar entre 10 y 23 euros más al mes, en función del sistema con el que cuenten. Las cifras han sido calculadas teniendo en cuenta el gasto anual en calefacción eléctrica -entre los 1.900 y los 2.200 euros- y por gas natural -entre los 760 y los 900- de los españoles.

 

El incremento no solo tendrá que ver con la calefacción -de hecho esta relación no es directamente proporcional y entra en juego la potencia contratada- sino también con otros servicios como el agua caliente. Y es que la entidad estima que durante las jornadas más frías la dejamos correr al menos un par de minutos más bajo la ducha. Un aumento que obligará a la caldera y al termo a funcionar durante más tiempo y que dejará caer entre 20 y 40 litros de agua adicionales. Por no hablar del coste medioambiental añadido, que crecerá sustancialmente.

Aquellos que tengan un vehículo también se verán obligados a aumentar su presupuesto para gasolina, pues el gasto en combustible de los coches puede elevarse entre un 10% y un 15% cuando las temperaturas se aproximan a los 0 grados centígrados, como es el caso de estos últimos días. El motor necesita más tiempo para calentarse y mayor inyección de combustible. Las baterías -que reducen su rendimiento y obligan al motor a trabajar más- y el uso de la calefacción en el interior del automóvil tampoco ayudan a atenuarlo.

.
Noticias Relacionadas: