Barclays, HSBC y Santander UK, los más golpeados por la quiebra de Carillion

Barclays, HSBC y Santander UK, los más golpeados por la quiebra de Carillion

15 enero, 2018
|
Actualizado: 15 enero, 2018 9:11
|

Carillion, constructora, prestataria de servicios y muy ligada a la obra pública de Reino Unido, ha entrado en «liquidación forzosa» ante la imposibilidad de abonar sus deudas. La principal preocupación son los fondos de pensiones de los trabajadores. La banca se ha negado a dar un salvavidas.
El presidente de Carillion, Philip Green, ha asegurado que el Gobierno de Theresa May «facilitará la financiación necesaria para mantener los servicios públicos realizados por el personal de Carillion, las firmas subcontratadas y sus suministradores». «Es un día muy triste para Carillion, nuestros colegas, nuestros suministradores y nuestros clientes, a los que hemos estado muy orgullosos de servir durante muchos años», ha asegurado Green.
Entre los bancos más expuestos a la quiebra de Carillion se encuentran Barclays, HSBC y Santander UK. Todos ellos se han negado a dar un salvavidas a corto plazo ya que están expuestos a grandes pérdidas potenciales. Se especulaba con un canje de deuda por acciones, donde el Gobierno tendría que garantizar los préstamos, protegiendo así a la banca de enormes pérdidas ante un colapso. La principal preocupación es el déficit en su fondo de pensiones, cifrado en 590 millones de libras.
El lamentable estado financiero de la empresa se desveló el pasado año. El cúmulo de préstamos y las pérdidas generadas en contratos clave hacían mella. La compañía suspendió el pago de dividendo y trazó un plan para captar 300 millones de libras a través de desinversiones, pero solo ha conseguido recaudar 50 millones de libras esterlinas. En Bolsa, el valor de la compañía era antes de la quiebra de tan solo 61 millones de libras.
El presidente de la compañía, que emplea a unas 20.000 personas en el Reino Unido, explicó que las conversaciones mantenidas el fin de semana no resultaron en «el apoyo financiero a corto plazo» que hubiera permitido a la firma seguir operando hasta llegar a un acuerdo permanente sobre su deuda. Green dijo que «en los últimos meses, se han hecho esfuerzos enormes para reestructurar Carillion de cara a un futuro sostenible».
«En los últimos días, no hemos podido asegurar financiación para apoyar nuestros planes de negocio«, añadió el directivo, que indicó que esto ha llevado a la empresa a la decisión de «tomar medidas para entrar en liquidación forzosa».

Carillion, principal proveedor del Gobierno de May, que se enfrenta a una nueva crisis de confianza

La quiebra de Carillion tiene graves consecuencias para el Estado británico, que tiene subcontratados con esta empresa muchos servicios públicos, de transporte, educación o sanidad. En los últimos meses, la oposición laborista ha criticado que el Gobierno haya adjudicado más proyectos públicos a la compañía, que el pasado julio hizo ya una primera advertencia sobre su situación financiera. «Esto realmente sacude la confianza del público en la capacidad del sector privado para prestar servicios públicos e infraestructura».
«Tiene que haber un cambio en la mentalidad de muchas de estas empresas … si en realidad está haciendo una cantidad sustancial de negocios a expensas de los contribuyentes para el contribuyente, debe tratarse a sí mismo mucho más como un la marca del servicio público no como una empresa privada para enriquecer a los accionistas y los directores «.
«Irónicamente, Whitehall tiende a hacer contratos con compañías con las que siempre tiene contratos, porque eso es lo seguro: esa es la percepción. Muchas empresas pequeñas y medianas se sienten excluidas».
«Estas son noticias desastrosas para la fuerza de trabajo y noticias desastrosas para el transporte y los servicios públicos en Gran Bretaña», ha asegurado Mick Cash, secretario general del sindicato ferroviario, marítimo y de transporte (RMT). «RMT exigirá reuniones urgentes con Network Rail y las compañías ferroviarias hoy con el objetivo de proteger el trabajo y las pensiones de nuestros miembros», ha indicado. «La infraestructura y las obras de soporte deben tomarse inmediatamente en casa con la mano de obra protegida», ha señalado.

Noticias Relacionadas: