El Gobierno justifica la central de Lada, pese al rechazo de la oposición e Iberdrola

El Gobierno justifica la central de Lada, pese al rechazo de la oposición e Iberdrola

08 enero, 2018
|
Actualizado: 08 enero, 2018 11:53
|

El Gobierno intentará «por todos los medios» impedir el cierre de la central térmica de Lada (Asturias) y controlada por Iberdrola. Según el ministro de Energía, Álvaro Nadal, la central es «rentable», en contra del criterio de la eléctrica presidida por Ignacio Sánchez Galán.
El Gobierno sabe que está en minoría en el Congreso en este espinoso asunto, que sería el inicio del fin del mix energético que defiende Energía, pese a las exigencias de Bruselas, para eliminar el carbón. A juicio del Ministerio, la central de Lada «es viable y tiene que seguir funcionando, sobre todo, el grupo moderno», ya que las cifras de Lada 2 son «buenas».
La eléctrica, por contra se ha centrado en la producción de energía a través de renovables, acelerando su compromiso para reducir las emisiones de CO2 en un 50% en 2030 respecto a los niveles de 2007. Para el cierre tendrá que gastar 35 millones, y los 90 trabajadores de la central serían recolocados.
Según Nadal, este tipo de centrales se tienen que mantener en el sistema mientras sean rentables, algo que han intentado negociar con los diferentes grupos políticos en el Congreso de los Diputados sin éxito, ya que «no han querido entrar en la negociación», lo que les ha llevado a elaborar un real decreto que está ahora mismo en informe de la Comisión Nacional de Mercados y Competencia y después tendrá que ir al Consejo de Estado.
La intención del Gobierno, ha dicho, es sacar este real decreto «como garantía de que centrales rentables que son útiles para el sistema y reducen el coste para el consumidor doméstico y para las industrias» no se cierren, algo que intentarán «por todos los medios».
No obstante, ha lamentado que «el Gobierno no está muy acompañado» en esta batalla y pese a contar con el apoyo del Ejecutivo asturiano y de algunos agentes sociales «muy significativos», su «soledad» en el Congreso de los Diputados es «amplia», ya que prácticamente ningún grupo está apoyando esta batalla favor de las centrales rentables que ayuden a mantener bajo el precio de la electricidad.

Noticias Relacionadas: