Programas del sabado
¿Por qué en España se paga el doble por la gasolina que en Estados Unidos?

¿Por qué en España se paga el doble por la gasolina que en Estados Unidos?

14 agosto, 2018
|
Actualizado: 14 agosto, 2018 13:13
|

La gasolina 95 supera estos días en España los 1,30 euros por litro, mientras en Estados Unidos, la primera economía del mundo está a la mitad, a 0.65 euros. Por qué ocurre esto si el petróleo tiene la misma cotización en los mercados internacionales. Simplemente es un problema de impuestos.El Diario de las Americas muestra estos días su preocupación porque «los conductores están pagando 50 centavos más por el galón de gasolina que el año pasado por el mismo mes de agosto. La semana pasada (del 6 al 12 de agosto) el galón subió 6 centavos en Florida, pero al llegar el fin de semana, volvió a descender el precio. La buena noticia es que a pesar del leve incremento, el promedio de la gasolina que se compra en el Estado del Sol es más bajo que el promedio nacional: 2.80-2.85, respectivamente».

Un galón de gasolina equivale a 3,74 litros, es decir, que a los estadonidenes le custa cada litro, teniendo en cuanta que el galón vale 2,80, 0,74 dólares, que al cambio con la divisa europea, suponen 0,65 euros.

En España, en el mejor de los casos, que no son otros que las gasolineras low cost o desatendidas, el litro de la gasolina de 95 está a 1,30 euros, mientras que en las de bandera, como Repsol, Cepsa o BP, supera el 1,35. Es decir, el doble que en Estados Unidos. En el último la gasolina en España ha subido el 12%.

¿Por qué esa diferencia si el petróleo tiene el mismo precio en todos los mercados internacionales?. Simplemente, es una cuestión  de impuestos.

Los Gobiernos europeos, y especialmeente el español, se financian en gran parte por los impuestos especiales y el IVA. Los impuestos especiales recaen en sobre tanto en productos como los carburantes, la electricidad o el gas, tan necesarios para la vida diaria y de trabajo, como en otros más destinado al ocio y al vicio, como el tabaco y el alcohol.

En el caso que nos ocupa, el impuesto de hidrocarburos y el IVA suman el 52% de los que se paga por un litro de gasolina y el 47% de lo que se paga por un litro de gasóil, aunque esta situación va a cambiar en breve porque el  Gobierno de Sánchez para financiar, entre otras cosas, la llegada masiva de inmigrantes necesita subir impuestos y el diésel será de los primeros productos que se encarecerán simplemente porque se le castigará fiscalmente.

En Estados Unidos, por el contrario, el impuesto medio, aunque puede variar algo de un estado a otro, es del 21%. Y esa es la gran diferencia en el precio de la gasolina entre España y Estados Unidos.

Los españoles pagan más por la gasolina por culpa de los impuestos y, además, son más pobres que los estadounidenses. La renta per cápita, el mejor indicador para medir el nivel de vida de un ciudadano, por español fue de 24.998 euros al cierre de 2017. En Estados Unidos se situó en 52.670 euros.

De esos 24.998 euros, cada español, según los indicadores Habits Big Data, que elabora la empresa AIS Group, dedica casi 1.200 euros anuales al gasto de combustible. Ese cifra casi equivale a un salario medio neto en España, que equivale a 1.900 euros brutos, pero que una vez aplicados los descuentos por pagos de IRPF, Seguridad Social o desempleo se sitúa en el mejor de los casos por debajo de los 1.500 euros. Y, por supuesto, ese salario equivale al sueldo más habitual en España, es decir, el que cobra la mayoría de los trabajadores que son 1.375 euros brutos al mes.

Y si se compara con Europa

En el resto de Europa, los impuestos también se ceban con los carburantes. Es cierto, por ejemplo, que en nuestro país vecino, Francia, la gasolina ronda el 1,50 euros por litro y que soporta un impuestos del 60% sobre el precio final del productos. Pero también es cierto que los franceses son más ricos que los españoles, en concreto un 37% más. Su renta per cápita es de 34.200 euros por ciudadano, frente a los 24.998 euros del español. Su salario medio es de 38.582 euros brutos, frente a los 26.535 euros brutos de España. Es decir, que pagan un poco más por litro de gasolina, pero su nivel de ingresos es muy superior al de los españoles.

De cada 50 euros que pagan los españoles por llenar un depósito medio, 25 van a las arcas del Estado, que ingresa cada año cerca de 12.000 millones de eruos sólo por el impuesto a los hidrocarbuuros  a los que hay que sumar otro 21% de IVA por cada litro de carburantes que se vende.

.
Noticias Relacionadas: