Terramar estudia ampliar el plazo para comprar Abengoa a la espera de los 249 millones de la Sepi

Terramar estudia ampliar el plazo para comprar Abengoa a la espera de los 249 millones de la Sepi

12 abril, 2022
|
Actualizado: 12 abril, 2022 19:36
|

 El fondo Terramar Capital ampliará previsiblemente el plazo de su oferta para hacerse con el 70 % Abenewco1 -la filial operativa de Abengoa-, que finaliza el viernes 15 de abril, y a la que está vinculada el rescate de 249 millones de euros solicitado a la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (Sepi).

Fuentes cercanas a la operación han indicado a Efe que las partes implicadas dan por hecho esa nueva prórroga, que será la tercera desde que Terramar Capital comunicó en mayo del año pasado una primera propuesta que luego modificó en noviembre.

Está por verse además qué nuevo plazo establecerá el fondo estadounidense, ya que el Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas que gestiona Sepi se cierra el 30 de junio, cuando finaliza la prórroga de la CE al marco temporal de ayudas estatales por la covid.

A LA ESPERA DEL RESCATE SOLICITADO HACE MÁS DE UN AÑO

El rescate de la Sepi fue solicitado por Abengoa, en concurso de acreedores desde marzo de 2021 y bajo administración concursal, para Abenewco1 ese mismo mes de marzo.

El expediente para la concesión del rescate sigue en manos de la Sepi, que ha requerido actualizaciones de información, pues el plan de negocio que se presentó inicialmente, al ir dilatándose la decisión, ha tenido que ser actualizado.

Además, se tuvo que introducir otro cambio, porque Abenewco1 no cumplía los requisitos para recibir las ayudas del Fondo -pensado para socorrer a empresas estratégicas en apuros a causa de la pandemia-, porque no estaba al corriente de pagos de obligaciones tributarias o ante la Seguridad Social a cierre de 2019.

Por ello, la Sepi consideró que debían ser las filiales las que pidieran oficialmente la ayuda: Abengoa Energía, Abengoa Agua, Abengoa Solar, Abener Energía, Inabensa Instalaciones y Mantenimiento, y Abengoa Operación y Mantenimiento.

Este ha sido el único ajuste que ha pedido la Sepi, pues en cuanto al plan de negocio sólo ha solicitado actualizaciones, según las citadas fuentes.

La decisión del Consejo Gestor del Fondo, encargado de resolver las solicitudes de ayuda, debería estar a finales de mayo para que dé tiempo a que se emitan los informes de los ministerios implicados y a la aprobación por el Consejo de Ministros antes del 30 de junio.

Las mismas fuentes esperan que la resolución sea positiva, ya que el Fondo ha concedido ayudas a empresas con «una evolución económica muy similar» a la de Abenewco1.

UNA COMPLEJA OPERACIÓN CON 400.000 EUROS DE INDEMNIZACIÓN

La concesión de esos 249 millones de ayudas de la Sepi a las filiales operativas de la compañía activaría el resto de la reestructuración, que contempla también un máximo de 300 millones de avales de los bancos para poder acometer proyectos y la aportación por Terramar de 200 millones (60 en capital y 140 en deuda).

En el caso de la banca, sus líneas de avales estarían garantizadas por la Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (Cesce) en entre un 50 % y un 70 %.

Según las mismas fuentes, el pronunciamiento de los bancos avalistas (entre los que se encuentran Santander, Caixabank, Bankinter y BNP) se producirá cuando se defina toda la operación, pero hasta el momento no han dicho que no los vayan a dar.

Los 300 millones que aportarían en líneas de avales serían para proyectos en curso y nuevos de la compañía, y es un tope máximo, pero las líneas de avales y su cuantía se concretarán en función de los proyectos.

Si finalmente la operación no sale adelante, Terramar tiene garantizada una indemnización de 400.000 euros para compensarle por los gastos en que ha incurrido en este tiempo vinculados a la operación como asesores o elaboración de informes.

EL CONCUROS DE ACREEDORES TAMBIÉN ESTÁ PENDIENTE

Por otra parte, el concurso de acreedores de la sociedad matriz Abengoa S.A. (un proceso que discurre de forma independiente a la reestructuración de Abenewco1, aunque se está negociando que pudiera haber algo de liquidez para el concurso de Abengoa) tiene que pasar próximamente a la fase de convenio.

En ella Abengoa tendrá que proponer un convenio a sus acreedores, que, de no presentarlo o en caso de que lo haga y no sea aceptado, acabaría con su liquidación.

En estos momentos, el Consejo de Administración de Abengoa, que preside Clemente Fernández tras ser elegido en una junta promovida por la plataforma de accionistas AbengoaShares -que constituyó una sindicatura de accionistas que, en la actualidad, con el 21,4 % del capital es el máximo accionista-, tiene sus facultades de administración suspendidas a consecuencia del concurso.

No obstante, aún no se sabe si Abengoa como sociedad jugará algún rol en la autorización de la operación, algo que, entre otras cuestiones, dependerá de la resolución de su concurso, que, además, coincide con la marcha en la próxima semana del juez actual, Miguel Ángel Navarro, hasta ahora al frente de la sección tercera del Tribunal Mercantil de Sevilla.

En paralelo, también está pendiente de dirimirse el futuro de un «San Pedro Penitente» de Murillo que fue adquirido por Abengoa en 2014 por seis millones de euros y que ahora está embargado por la Administración.

Las fuentes consultadas por Efe aseguran que la obra será adjudicada a través de una subasta pública al mejor postor y que no se pactará la venta de ninguna otra manera y con ningún comprador potencial en particular. 

.
En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas: