Programas del sabado
BBVA y Caixabank, seguros de sus fortalezas ante la crisis bancaria que asola las Bolsas
El presidente del BBVA, Carlos Torres (i), conversa con el presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, durante el foro "Wake Up, Spain!" organizado por El Español, este lunes en la Casa de América de Madrid. EFE/ Chema Moya

BBVA y Caixabank, seguros de sus fortalezas ante la crisis bancaria que asola las Bolsas

27 marzo, 2023
|
Actualizado: 27 marzo, 2023 14:02
|
PUBLICIDAD

El presidente del BBVA, Carlos Torres, y el de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, han destacado este lunes las fortalezas de sus entidades, de la banca española y del resto de la europea, a pesar de las turbulencias del mercado tras la caída del Silicon Valley Bank (SVB) y el rescate de Credit Suisse.

En el III Foro Económico «Wake Up, Spain!», organizado por El Español e Invertia, Torres ha considerado «hasta cierto punto normal» que la situación de SVB y Credit Suisse pueda generar «contagio» y se puedan extender las dudas sobre el resto del sector, pero ha insistido en que se trata de situaciones que «no son extrapolables».

En el caso de la banca europea, ha explicado, el sector cuenta con una posición de fortaleza «indudable», tanto por el acceso a la financiación como por la liquidez -que es «muy fuerte»-, la estructura de capital o el modelo de negocio.

Además, ha hecho hincapié en que la banca europea tiene una supervisión y una regulación «mucho más exigente» que la de Estados Unidos y «eso nos tiene que dar tranquilidad». Por todo ello, Torres confía en la banca europea y en su rentabilidad.

Al respecto, ha asegurado que el BBVA está a la cabeza de la banca europea con una rentabilidad del 15 %, con una gestión «prudente» de los riesgos y un modelo de negocios diversificado.

En el mismo foro, Goirigolzarri ha insistido en que el SVB tenía un modelo de negocio «radicalmente distinto» del europeo y el español, por lo que «hacer comparaciones con la realidad española no tiene ningún sentido».

En el caso de Credit Suisse, con un rescate en el que los accionistas no pierden todo su dinero y sí lo hacen los inversores que adquirieron bonos convertibles en acciones, los denominados «cocos», ha elogiado que las autoridades europeas aclararan que eso no se puede dar en Europa.

Esa decisión, ha recordado antes el presidente del BBVA, generó «nerviosismo» en el mercado la pasada semana, pero ya se ha normalizado bastante, y, aunque los niveles de precios no sean los anteriores a marzo, se ha moderado bastante y confía en que seguirá siendo un instrumento importante para fortalecer el capital.

SUBIDA DE TIPOS Y DEPÓSITOS

Preguntado por la futura evolución de los tipos de interés en la zona del euro, Goirigolzarri cree que van a seguir subiendo para hacer frente a una inflación que no está controlada, sin embargo, considera que no lo harán a la misma velocidad que lo hubieran hecho sin turbulencias financieras.

«El foco fundamental tiene que ser la inflación, pero uno tiene que mirar de reojo a la estabilidad financiera», ha explicado.

Y en lado de los depósitos, el presidente de CaixaBank se ha mostrado «convencido» de que en los próximos meses habrá una mejora de la remuneración, aunque ha insistido en que los clientes tienen a su disposición productos de ahorro como los fondos «mucho mejores».

PERSPECTIVAS ECONÓMICAS

Torres y Goirigolzarri han coincidido también en que las perspectivas actuales de la economía española son mejores que hace unos meses.

El presidente del BBVA espera que las turbulencias financieras pasen y el contagio al resto del sector, «que no está fundamentado», se revierta y no acabe afectando a la economía, que en el caso de España calcula que crecerá un 1,6 % en 2023 y un 2,6 % en 2024.

Por su parte, Goirigolzarri situó el avance de la economía española en torno al 1,3 %-1,4 % este año y expresó su confianza en que el mercado laboral se mostrará «fuerte», aunque la inflación no se acercará a niveles cercanos al 2 % hasta 2025.

El banquero defiende que es un «escenario razonablemente optimista», pero insiste en que no hay que bajar la guardia y ser consciente de los retos de la economía española: la baja productividad y la vulnerabilidad que se deriva de las cuentas públicas. 

Noticias Relacionadas: