El CEO del Santander descarta compras o fusiones y apuesta por el dividendo

El CEO del Santander descarta compras o fusiones y apuesta por el dividendo

19 octubre, 2020
|
Actualizado: 31 marzo, 2021 14:08
|
El consejero delegado del Banco Santander, José Antonio Álvarez, ha insistido este lunes en que el grupo no está interesado en una posible operación corporativa con otras entidades y ha dicho que confía en que la banca pueda volver a repartir dividendo el próximo año. En el XI Encuentro Financiero organizado por Expansión y KPMG, Álvarez también se ha referido al contexto económico perfilado por la pandemia del coronavirus, y ha advertido de que una brusca retirada de los estímulos puestos en marcha por los Gobiernos y los Bancos Centrales desencadenaría un "riesgo de caída muy rápido". Se ha sumado así a las palabras del vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, que en la inauguración ha pedido que esta retirada sea "pausada" y "acompasada a la evolución de la economía", para evitar el llamado "efecto precipicio". Según Álvarez, la "intensa política" de los Gobiernos, en el caso de España a través de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), ha "atenuado" el sufrimiento en renta de las familias, las cuales han mostrado durante esta crisis una "buena" capacidad para hacer frente a sus créditos. Ello, unido a esquemas como los créditos con aval del Estado a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO), ha frenado hasta el momento tanto la morosidad como los retrasos en los pagos. Sin embargo, "es muy importante cómo se hace la salida de la crisis sanitaria" ya que será entonces cuando comiencen a verse "los resultados en términos de coste de crédito" de la pandemia. Por lo pronto, el Santander ya ha dotado 4.000 millones de euros en provisiones para cubrir estos posibles deterioros. UN CUARTO TRIMESTRE SIMILAR AL ANTERIOR Aunque con ciertos matices según el país, Álvarez ha aventurado que la evolución crediticia en el cuarto trimestre seguirá la misma línea del anterior, con economías "semiabiertas" y un nivel de actividad "razonablemente bueno, pero no el normal". En este contexto seguirá recuperándose la demanda de las familias, donde "el ahorro ha subido mucho" y "hay capacidad de compra", mientras que las empresas, pese a contar aún con niveles de liquidez buenos, continuarán arrastrando "déficit en sus cuentas de resultados", sobre todo "en el sector viajes y servicios". DESCARTA CUALQUIER POSIBLE COMPRA O FUSIÓN Durante su intervención, Álvarez ha reiterado que el Santander no está interesado en una posible compra o fusión con otra entidad. "No estamos interesados. No miramos nada", ha zanjado. Sobre la fusión de CaixaBank y Bankia, el consejero delegado del Santander ha dicho no estar "absolutamente nada" preocupado por el tamaño de esta nueva entidad. "Me preocuparía con una cuota de mercado por debajo del 10 %, pero con una cercana al 20 %, la escala no te puede preocupar", ha explicado Álvarez, que ha destacado que la compra del Popular en junio de 2017 ya está dando sus resultados, como demuestra su posición de "liderazgo" en pequeñas y medianas empresas (pymes). ECHENIQUE, ADIÓS A FINAL DE AÑO En materia de organización, Álvarez ha confirmado la marcha "a finales de año" del hasta ahora presidente del patronato y de la comisión ejecutiva de la Fundación Santander, Rodrigo Echenique, considerado durante años "mano derecha" de la presidenta del grupo, Ana Botín. "Lo había pedido hace tiempo. No debe llamar la atención", ha puntualizado el consejero delegado del banco, que ha alabado el "gran trabajo" de Echenique en la entidad.
En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD