PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Banco SantanderBanco Santander.

Los bajos tipos de interés acaban con la rentabilidad de la cuenta 1|2|3 del Santander

El Banco Santander dejará de ofrecer a partir del próximo enero la remuneración del 3 % a los clientes de su Cuenta 123, que desde entonces no tendrán que abonar los seis euros mensuales (72 euros al año) en concepto de comisiones de mantenimiento de cuenta y tarjetas de débito y crédito.

PUBLICIDAD

Según ha informado a Efe un responsable de la red comercial, el persistente entorno de tipos de interés en negativo que actualmente lastra la rentabilidad del negocio bancario ha obligado al Santander a modificar las condiciones de su producto estrella, que a partir de este 2020 tampoco ofrecerá a sus usuarios la devolución del hasta 3 % de sus recibos domiciliados.

Precisamente durante la presentación de sus resultados hasta septiembre, el banco admitía ser «muy sensible» a los tipos de interés, y anunciaba que ante este escenario apostaría por un nuevo modelo de negocio, muy orientado a la captación de depósitos aunque sin cobrar a los particulares por ellos.

En virtud del contrato actual, el cliente 123 pagaba 6 euros al mes por el coste del mantenimiento de la cuenta y por sus tarjetas, cantidad que compensaba con la rentabilidad del 3 % para importes máximos de 1.000 euros, y la devolución del 1 %, 2 % y 3 % de sus domiciliaciones.

PUBLICIDAD

Para cumplir estas condiciones basta con tener los ingresos domiciliados -ya sea nómina, pensión, prestación por desempleo…-, así como tres recibos, y realizar, al menos, seis movimientos de compras en comercios, tradicionales u «online», o con las tarjetas asociadas a la cuenta en los últimos tres meses, de los que uno debe ser con una de crédito.

Los cambios, que se empezarán a aplicar a partir del 1 de enero, aparecerán reflejados en la liquidación correspondiente a 10 de febrero de 2020.

No obstante, la entidad mantendrá el resto de beneficios ofrecidos hasta ahora a los clientes 123, como las transferencias «online» gratuitas y las retiradas de efectivo con tarjeta de débito tanto en los 7.500 cajeros que tiene en toda España como en los cerca de 30.000 en el extranjero.

La estrategia 123 nació en 2015, y desde entonces el Santander ha duplicado el número de clientes vinculados en territorio nacional, que llegan a 2,5 millones, según los datos a cierre del pasado mes de septiembre. 

PUBLICIDAD