Programas del domingo
Multas ‘ad hoc’ a banca y energéticas

Multas ‘ad hoc’ a banca y energéticas

08 febrero, 2024
|
Actualizado: 08 febrero, 2024 13:29
|
PUBLICIDAD

La Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea) califica de «llamativa» la intención del Gobierno de convertir en permanentes los impuestos extraordinarios sobre la banca y las energéticas y considera que estaríamos ante «multas ad hoc a determinados sectores».

Así lo indica Fedea en el nuevo número de su Boletín, titulado «Situación económica y respuesta a la crisis de Ucrania» y elaborado por su director Ángel de la Fuente, en el que se recuerda que la introducción de estos gravámenes se hizo «con carácter temporal» y «se había justificado apelando a la existencia de beneficios extraordinarios en estos sectores».

Según esta institución, convertirlos ahora en «exacciones permanentes», independientemente de su nivel de beneficios, «supone admitir que estamos en realidad ante multas ad hoc a determinados sectores» y no ante impuestos en el sentido habitual del término que «deberían gravar la capacidad económica de acuerdo con reglas uniformes para todos».

PSOE y Sumar quieren mantener los impuestos especiales a banca y energéticas bajo el argumento de «justicia social»

El PSOE y Sumar se comprometieron en su acuerdo de Gobierno a revisar estos gravámenes extraordinarios sobre la banca y las energéticas con el objetivo de readaptarlos y mantenerlos una vez que expiren los dos años de vigencia iniciales, con la idea de «que ambos sectores sigan contribuyendo a la justicia fiscal y al sostenimiento del Estado del bienestar».

Respecto a otras medidas adoptadas por el Ejecutivo para ayudar a los hogares a hacer frente a la fuerte subida de los precios, Fedea insiste en que muchas de ellas «son cuestionables» y pone como ejemplo las subvenciones directas o implícitas a los combustibles y la electricidad, que «desincentivan el necesario ahorro energético».

Rechaza, asimismo, aquellas ayudas «que se aplican de forma universal» porque «elevan innecesariamente el gasto» y cree que deberían «limitarse a los colectivos que realmente las necesitan».

Estas decisiones -según el informe- «pueden complicar el cumplimiento del objetivo de déficit del 3 %», que según las previsiones del Gobierno «se cumpliría por los pelos en 2024 suponiendo la retirada inmediata y completa de estas medidas», a excepción de las ayudas al transporte.

Además, Fedea recuerda los compromisos de gasto adicional adquiridos en los recientes pactos de investidura y otros que podrían derivarse de la negociación de los presupuestos de 2024 «en la complicada situación política actual».

La economía española resiste

Fedea se refiere al año 2023 como «un año de clara desaceleración» tanto a nivel nacional como europeo, debido al endurecimiento de la política monetaria para combatir el repunte de la inflación desencadenado por la invasión de Ucrania, aunque reconoce que «la economía española se ha comportado bastante mejor de lo esperado».

La favorable evolución de los precios energéticos, que ha ayudado mucho a mantener la actividad y a controlar la inflación, así como «el responsable comportamiento de los agentes sociales», plasmado en el acuerdo marco para la negociación colectiva, estarían detrás de esa situación.

España ha crecido por encima de la media europea y recuperado parte del terreno perdido con respecto a sus vecinos durante la pandemia, mientras que la evolución del empleo ha sido también mejor de la esperada, continúa Fedea.

No obstante, en materia laboral pide «una lectura cuidadosa» de los indicadores disponibles y alerta de que las afiliaciones a la Seguridad Social se sitúan en el cuarto trimestre de 2023 un 8,3 % por encima del nivel prepandemia, pero las horas trabajadas sólo han aumentado en un 1,8 %.

En términos de inflación, España ha convergido al promedio europeo en los últimos meses tras mantener registros mejores que la media durante algo más de un año, según recuerda esta institución.

Noticias Relacionadas: