Subida salarial 2,9% vs subida de precios 10,2% y el Gobierno se niega en redondo a deflactar el IRPF
Pedro Sánchez y su vicepresidenta económica, Nadia Calviño, que están ahogando financieramente a las familia con su política fiscal, mientras la recaudación en impuestos del Estado está en niveles récord por una inflación que supera el 10%.

Subida salarial 2,9% vs subida de precios 10,2% y el Gobierno se niega en redondo a deflactar el IRPF

10 agosto, 2022
|
Actualizado: 10 agosto, 2022 14:09
|

Los salarios en las grandes empresas españolas aumentaron un 2,9 % en junio con respecto al mismo mes de 2021, un repunte más moderado que los de abril (5,5 %) y mayo (3,4 %) que situó el incremento anual en una media del 3,5 %. En junio, la inflación fue del 10,2%, es decir, que los precios suben más del triple que lo hacen los sueldos con la perdida de poder adquisitivo correspondiente y con un gobierno de PSOE-Unidas Podemos que se niega a deflactar el IRPF, por lo que la pérdida es aún mayor para muchos trabajadores que han visto incrementar su tipo impositivo precisamente por un alza de sueldo que no le cubre ni un tercio de la inflación.

Pérdida de poder adquisitivo con la inflación

En los últimos meses, apuntan desde Bankinter, «estamos viviendo una subida de los precios de la luz, el transporte, los alimentos, etc. Debido a que los sueldos no se actualizan conforme a esta subida de precios, esto se traduce directamente en una pérdida de poder adquisitivo«. 

Además, algunos economistas, añaden desde este banco, consideran que el poder adquisitivo real se ve también influido porque los tramos del IRPF llevan sin actualizarse desde enero de 2015, periodo en el que el IPC ha subido un 19,7% según el INE, de modo que los trabajadores pagan más impuestos reales pero pierden poder adquisitivo, considerándolo, en la práctica, una subida de impuestos silenciosa. Aquí es donde entra en juego el concepto de deflactación del IRPF, revelan los analistas de Bankinter.

¿Qué significa deflactar el IRPF?

El IRPF es un impuesto progresivo, cuanto más se gana más alto es el tipo impositivo que se aplica. Un problema clásico, que no es de ahora, es que los tramos de los gravámenes del IRPF no se ajustan automáticamente a la inflación, apuntan desde el banco.

«Deflactar consiste en eliminar de un valor monetario», explican en Bankinter, «los efectos producidos por los cambios en los precios (inflación). Por lo tanto, deflactar consiste en convertir una magnitud medida en términos nominales en otra expresada en términos reales. En el caso del IRPF, si no se hace nada, conlleva que cada vez más gente pague más impuestos ya que no se tiene en cuenta el incremento del coste de la vida.«

¿Se puede llegar a cobrar menos sueldo neto si me suben el sueldo bruto?

En la práctica, esto provoca que si un asalariado mejora su sueldo el porcentaje equivalente a la inflación verá que pierde poder adquisitivo real porque paga más impuestos en su nómina (le sube la presión fiscal por encima de su mejora). Lógicamente, en el caso de que las subidas de salario anuales no alcancen el IPC, la pérdida de poder adquisitivo es mayor.

Por eso algunos economistas proponen que, para compensar y mantener un equilibrio, los tramos del IRPF también suban el equivalente a la inflación para que el trabajador no pierda poder adquisitivo real en beneficio de Hacienda

Otro efecto de la inflación sobre el IRPF es que si los mínimos exentos y las reducciones aplicadas no varían para ajustarlos a la inflación, cada vez serán más bajos, en términos reales (contando la inflación), y harán que se tribute más y que realmente se esté ganando menos, advierten los expertos de Bankinter.

A este ajuste de IRPF se le denomina “incremento de la fiscalidad en frío” porque no requiere de ninguna reforma impositiva y transcurre de manera silenciosa. 

En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas: