Garzón asistió a cenas de Interligare en las que se fichaban directivos

Garzón asistió a cenas de Interligare en las que se fichaban directivos

Se vendía como un “grupo privado de investigación y desarrollo centrado en la disciplina de Inteligencia Científica”, pero Interligare era una empresa que hacía de todo gracias a sus excelentes contactos con la cúpula de Interior del Gobierno socialista, cuando Alfredo Pérez Rubalcaba era ministro del Interior.

Un ex alto directivo de la empresa, que prefiere guardar el anonimato por represalias, ha confirmado a LA GACETA que dejó su trabajo “seducido por el empuje y las ideas de Interligare, que se presentaba como una empresa centrada en sistemas de inteligencia. Desde fuera me parecía fascinante y decidí aceptar su oferta y afrontar un nuevo reto. Al principio parecían brillantes, con grandes ideas y pioneros en algunos desarrollos. Pero una vez dentro...”.

PUBLICIDAD

Antes de cerrar su contrato con la empresa, el directivo fue invitado a varias cenas. “En esas reuniones conocí al presidente de Interligare, José Luis Martín Juárez, y al vicepresidente, Enrique Villalba Nogales. A algunas de esas cenas asistía el juez Baltasar Garzón, que parecía tener una excelente relación con ellos”.

Ya cerrado su fichaje por Interligare “tenía que conocer qué metodología y tecnología de inteligencia desarrollaba la empresa. Tenía que saber de primera mano nuestro producto para poder presentarlo, compararlo con la competencia y mejorarlo. Sin embargo, en el tiempo que estuve allí, a pesar de mi puesto de responsabilidad, no pude saber qué producto vendíamos. Todos los contratos que estaban cerrados y que intenté llevar a cabo se pararon sin darme ninguna explicación.

PUBLICIDAD

Todo era muy extraño y había mucho ocultismo”, comenta el ex directivo de la empresa de Inteligencia. Sobre la relación de la mercantil con Garzón, el ex empleado confirma que “le vi en cenas y sé que se hizo un trabajo para la Ley de Memoria Histórica a través de la empresa Mnemo Interligare. Se fijó en torno a 150.000 desaparecidos enterrados en cunetas o fosas. Por lo que me contaron, recibieron mucho dinero, pero no lo puedo cifrar. No estaba en la empresa cuando se hizo”.

Respecto a la vinculación de mandos policiales que investigaron el 11-M, el antiguo trabajador de Interligare aclara que “en el tiempo que estuve allí nunca vi a Miguel Ángel Fernández Rancaño (jefe Superior de Policía de Madrid) ni a Gabriel Fuentes (ex subdirector general del gabinete técnico de la Dirección General de la Policía). Sé que eran consejeros de la empresa, pero no tengo ni idea de si tenían funciones de responsabilidad o sólo formaban parte del consejo de administración”.

PUBLICIDAD

Interligare recibió entre mayo de 2009 y enero de 2010 1.217.994 euros en ayudas públicas procedentes de los ministerios de Industria y de Ciencia e Innovación.

INTERECONOMIA.COM es un medio de comunicación digital del Grupo Intereconomia S.L. 2016®