JxSí buscará evitar que el 26J afecte a la tramitación de los presupuestos

JxSí buscará evitar que el 26J afecte a la tramitación de los presupuestos

01 mayo, 2016
|
Actualizado: 01 mayo, 2016 0:00
|
PUBLICIDAD

Barcelona, 1 may.- Junts pel Sí (JxSí) buscará fórmulas para evitar que la eventual convocatoria de elecciones generales para el 26 de junio y las dos semanas de campaña electoral afecten a la tramitación de los presupuestos de la Generalitat para 2016.

La intención del Govern es llevar al Parlament su proyecto presupuestario a finales del mes de mayo, para que sea tramitado a lo largo de junio y julio y pueda ser aprobado antes de las vacaciones de verano.

El primer gran escollo que deberán superar los presupuestos es el debate a la totalidad: el pleno del Parlament deberá votar si admite o no a trámite el proyecto, por lo que JxSí deberá convencer a la CUP para que no haga piña con la oposición para bloquearlo.

Si JxSí consigue sumar los votos de la CUP para tumbar las enmiendas a la totalidad, o si algún grupo de la oposición al menos se abstiene, el pleno dará luz verde al inicio de la tramitación.

Una fase que podría verse alterada por la convocatoria del 26J, ya que tradicionalmente, por razones operativas y compromisos de campaña de los partidos, los procesos electorales interrumpen el ritmo normal de actividad en el Parlament.

Lo habitual es que los plenos programados para las semanas de campaña sean aplazados -podría ser el caso del que hay previsto para los días 15 y 16 de junio- y que la actividad de las comisiones parlamentarias se ralentice.

Fuentes de JxSí consultadas por Efe han indicado que en los próximos días abordarán con la Mesa del Parlament y la mesa de la Comisión de Economía y Hacienda el asunto del calendario, para que el 26J afecte lo menos posible a los presupuestos.

Una posibilidad es que se solicite mantener la actividad de la comisión durante todo el mes de junio, aunque si se alargase la tramitación es posible que la votación definitiva de los presupuestos se pudiera producir en el último pleno previsto para antes de vacaciones, el del 27 y 28 de julio, o incluso se habilitara el mes de agosto para permitir su aprobación.

Más allá de la afectación parlamentaria que pueda tener el 26J, también los partidos deberán adaptar su agenda al nuevo calendario.

Los partidos que integran la lista ganadora del 20D en Cataluña, En Comú Podem -Barcelona en Comú, ICV, EUiA, Podemos y Equo- tienen la firme voluntad de reeditar la candidatura, si bien exploran una fórmula que les permita tener grupo propio en el Congreso, en paralelo al de Podemos.

Los partidos de la confluencia de las izquierdas se presentarían con una lista sin cambios significativos, liderada por Xavier Domènech, que ya ha manifestado su plena disposición a encabezarla, y sin primarias por falta de tiempo, ya que la candidatura debe registrarse como muy tarde el lunes 16 de mayo.

El PSC ha vivido en los últimos días una sacudida interna, a raíz de la renuncia de Carme Chacón a presentarse a unas primarias para volver a encabezar la candidatura: Meritxell Batet, estrecha colaboradora de Pedro Sánchez en Madrid, tiene ahora las de ganar, pese a que también Carles Martí se ha postulado.

Las elecciones irrumpen en pleno proceso de refundación de CDC, que aplazó a julio su congreso previsto inicialmente para junio.

En Convergència intentaban atraer a ERC a una lista unitaria, aunque los republicanos rechazaron ayer sábado esta idea.

En esta línea, Francesc Homs ya se ha ofrecido para repetir como cabeza de lista de los convergentes y ha propuesto celebrar primarias, mientras que CDC y Demòcrates -escindidos de Unió- conversan para repetir la coalición Democràcia i Llibertat, sea bajo este nombre u otro.

Por su parte, ERC afronta estos comicios con voluntad de continuidad con respecto a su candidatura del 20 de diciembre, lo que comportará la más que probable ratificación de las mismas listas electorales encabezadas por el tándem Gabriel Rufián-Joan Tardà.

Los republicanos tratarán de mantener o incluso mejorar los resultados del 20D, después de que hace cuatro meses consiguieran aumentar de 3 a 9 su número de diputados, por delante de CDC.

Ciudadanos no tiene previsto realizar primarias, por lo que concurrirá a las elecciones con las mismas candidaturas -que serán ratificadas en el Consejo General que se celebrará el sábado 14 de mayo- debido a la falta de tiempo y a la complejidad del proceso, ya que el partido de Albert Rivera elige con primarias a los primeros cinco miembros de las listas y no solo a su cabeza de lista.

También el PPC prevé presentar unas listas de continuidad con respecto a las elecciones generales del pasado 20 de diciembre, a las que concurrió con el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, como cabeza de lista.

La CUP, una vez más, renunciará a presentarse a unos comicios españoles a los que jamás ha concurrido. EFE

Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD