Médicos piden más control de la ley antitabaco en terrazas y pueblos pequeños

Médicos piden más control de la ley antitabaco en terrazas y pueblos pequeños

29 marzo, 2016
|
Actualizado: 29 marzo, 2016 0:00
|
PUBLICIDAD

Madrid, 29 mar.- Los médicos de familia valoran el grado de cumplimiento de la ley antitabaco, que cifran en más de un 95 %, si bien piden no bajar la guardia y mejorar el seguimiento en terrazas, salones de juego y pequeñas poblaciones, «donde se está perdiendo el efecto protector de la misma».

La Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC) hace balance cuando se cumple una década de la puesta en marcha de la primera norma frente al tabaco y seis años de la entrada en vigor de la ley de medidas sanitarias frente al tabaquismo, que prohibió fumar en todos los espacios públicos cerrados, incluidos bares y restaurantes.

En estos diez años se ha ido reduciendo el número de fumadores, a la vez que ha ido aumentando el apoyo social a la normativa antitabaco, señala esta sociedad científica en un comunicado.

Así, según la doctora Ana María Furió, coordinadora del grupo de abordaje del tabaquismo de la semFYC, «la mayoría de la población ha aceptado de buen grado y sin fisura la legislación».

Entre 2009 y 2011, la exposición de la población al humo de tabaco ambiental se redujo en un 77 % en los centros de trabajo, en un 57 % en los lugares de ocio y en un 31 % en los hogares.

Tras la entrada en vigor de la ley de 2010, el 2 de enero, la contaminación por partículas finas en los locales de hostelería descendió en más de un 90 %.

«Antes de 2010, en un alto porcentaje de locales de ocio, los niveles de contaminación por estas partículas eran mucho más elevados que en los días de mayor polución en ciudades como Pekín», señala la doctora Furió.

También ha disminuido el número de fumadores en un 1,2 millones entre 2009 y 2014 y los que continúan con el hábito consumen menos cigarrillos al día.

Para el presidente de la semFYC, Josep Basora, «las ganancias en salud han sido extraordinarias, con un descenso de los ingresos hospitalarios del 11 % por infarto cardiaco y de al menos un 15 % por asma infantil y una mejoría relevante de la salud respiratoria de los trabajadores de la hostelería, que han sido las verdaderas víctimas de la situación anterior». EFE

Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD