La Bolsa de Hong Kong se desploma tras el XX Congreso del Partido Comunista de China
Xi Jinping ha logrado un inédito tercer mandato en China y copa la cúspide del Partido Comunista con sus fieles.

La Bolsa de Hong Kong se desploma tras el XX Congreso del Partido Comunista de China

24 octubre, 2022
|
Actualizado: 24 octubre, 2022 13:05
|

El índice de referencia de la Bolsa de Hong Kong, el Hang Seng, cerró hoy con pérdidas del 6,36 % tras el final del XX Congreso del Partido Comunista de China (PCCh), en el que su líder, Xi Jinping, obtuvo un inédito tercer mandato y consiguió copar la cúspide de la formación con sus fieles.

El selectivo, que ya terminó la semana pasada en mínimos de los últimos 13 años, cerró hoy por debajo incluso del nivel de algunas jornadas de finales de 2008, época en la que los mercados mundiales se derrumbaban ante el estallido de la crisis financiera global.

En la sesión de este lunes, el referencial cedió 1.030,43 puntos hasta los 15.180,69, lo que supuso, según la prensa local, la mayor liquidación en más de una década y el primer descenso desde 2009 por debajo de la marca de las 16.000 unidades.

Todos los subíndices cerraron en negativo: Comercio e Industria (-7,99 %), Inmobiliaria (-5,43 %), Finanzas (-4,59 %) y Servicios (-0,82 %).

Por su parte, el índice que mide la evolución de los valores de la China continental que cotizan en el parqué hongkonés, el Hang Seng China Enterprises, cedió un 5,4 %, mientras que el que hace seguimiento de los títulos tecnológicos, el Hang Seng Tech Index, hizo lo propio en un 9,65 %.

LA BOLSA, TEMEROSA DEL PODER DE XI

Según un informe de Goldman Sachs citado por el diario hongkonés South China Morning Post, la preocupación de los inversores se debería a la «ausencia de reconocidos reformistas económicos orientados al mercado» entre los siete miembros del nuevo Comité Permanente del Politburó, el todopoderoso órgano rector del PCCh.

Tras obtener un tercer mandato inédito entre sus últimos predecesores, Xi cimentó su poder con el acceso de sus fieles a las plazas en el citado organismo, en el que, durante el último lustro, sí figuraron miembros de otras facciones internas del PCCh consideradas más liberales, pragmáticas y orientadas al mercado como el todavía primer ministro, Li Keqiang, que dejará el cargo en marzo.

Ni siquiera pudieron aliviar los temores de los inversores los datos económicos publicados hoy, como el PIB del tercer trimestre, que superó las expectativas de los analistas al repuntar un 3,9 % en comparación con cuarto anterior, en el que se había contraído un 2,6 % por los confinamientos dictados ante los peores rebrotes de la covid en dos años.

Así pues, tan solo 6 de las 73 compañías que componen el Hang Seng escaparon hoy de las pérdidas, un reducido club en el que figuró el gigante bancario HSBC (+1,32 %) o el conglomerado dedicado a infraestructura CK Infrastructure Holdings (+4,12 %).

HECATOMBE EN EL SECTOR DIGITAL

Lo que ejemplifica la escabechina que se vivió hoy en el mercado hongkonés es que el número de compañías con pérdidas superiores al 10 % fue todavía mayor, con hasta una decena de firmas haciendo gala de este dudoso honor, entre ellas algunos de los nombres más importantes del sector digital chino.

Tencent y Alibaba, los mayores valores del parqué por peso de cotización, se desplomaron un 11,43 % y un 11,42 %, respectivamente, superados por otros pesos pesados del sector como Baidu (-12,2 %), JD.com (-13,17 %) o Meituan (-14,83 %), así como por la inmobiliaria Longfor Group (-15,08 %).

Precisamente el sector digital se vio especialmente afectado una campaña de regulación que comenzó en noviembre de 2020, cuando el Gobierno frustró a última hora la salida a bolsa de la ‘fintech’ de Alibaba, Ant Group, que iba a ser la mayor de la historia, y que se ha saldado con multas millonarias e investigaciones oficiales, extendiéndose también a otras industrias en las que las autoridades querían reforzar su control, como la educativa.

A pesar de las informaciones surgidas en primavera sobre el posible final de esta campaña, Xi prometió durante el Congreso «regular» la acumulación de riqueza y «ajustar» los ingresos «excesivos», lo que algunos inversores parecen interpretar como un escrutinio todavía mayor al capital privado.

El volumen de negocio de la sesión en Hong Kong fue de 161.750 millones de dólares hongkoneses (20.607 millones de dólares, 20.970 millones de euros).

En esta noticia se habla de:
Noticias Relacionadas: