Programas del sabado
El IBEX 35 cierra con una suave caída del 0,4% tras el triunfo de Trump

El IBEX 35 cierra con una suave caída del 0,4% tras el triunfo de Trump

09 noviembre, 2016
|
Actualizado: 09 noviembre, 2016 17:45
|
PUBLICIDAD

El IBEX 35 reduce las caídas al 0,4% al cierre de la sesión y recupera los 8.900 puntos. El lastre de BBVA, casi un 6% abajo por su exposición a México, impide al IBEX 35 ascender posiciones. El DAX alemán cierra en verde
El IBEX 35 ha recuperado un 3,3% desde los mínimos de la sesión, que inició con una caída del 4%. Con Trump en la Casa Blanca algunos sectores pueden verse apoyados por la política monetaria del nuevo presidente, como el sector sanitario, el constructor y el energético. Quizás por eso Grifols, que obtiene el 65% de sus ingresos en EEUU, ha subido del 3,94%; por otro lado, el gasto en infraestructuras está garantizado con Trump y su lema de «Make America Great Again!».
De ahí que ArcelorMittal y Acerinox hayan encabezado las alzas del IBEX, con repuntes del 10,46% y el 5,72%, seguidas de ACS, que ha avanzado un 5,22%, ya que al igual que Ferrovial, OHL o FCC podría obtener futuros contratos en EEUU. Además de las constructoras, los bancos con presencia en EE UU podrían beneficiarse de una política monetaria que les reporte más ingresos.
BBVA, el peor del IBEX 35 y con una alta exposición a México, de donde procede el 51% de su beneficio, se ha desplomado un 5,93%, seguida de Gamesa, con un 3,91% abajo.
BBVA es una de las empresas que más peso tiene en el IBEX 35, por lo que su caída impide al selectivo español seguir la estela en el resto de Europa, donde ya brillan los números verdes, como en el caso del DAX alemán. Las pérdidas del IBEX 35 suben al 7,5% desde enero. El DAX alemán sube un 0,3%, mientras el CAC-40 de París lo hace en un 0,4%. El Eurostoxx se anota un 0,5%.
Iberdrola se ha dejado un 2,05% y Telefónica, un 1,34%, mientras Repsol ha subido un 0,92% y el Santander, un 0,20%. Inditex ha cerrado sin cambios.
También destaca la pérdida del 4,22% de Gamesa por el desinterés de Trump en las energías renovables.
El triunfo de Trump sobre Clinton desató un mini pánico en los mercados, que se ha ido diluyendo según ha transcurrido la jornada, más por el moderado discurso del propio próximo presidente de EE UU, quien ha llegado a felicitar a Clinton por su campaña.
No obstante, después del discurso conciliador de Trump, las caídas se suavizaron y han estado durante buena parte de la mañana próximas al 2%, aunque con algunos grandes valores, como BBVA, muy castigados, con pérdidas próximas al 9% en algunos compases de la sesión.
Los mercados descontaban en los últimos días la victoria de Clinton, favorita en las últimas encuestas, sin embargo, el mensaje populista de Trump ha calado en los estadounidenses y su ascenso a la Casa Blanca ha sorprendido a los inversores, igual que sucedió cuando los británicos votaron «no» a la UE.
El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha explicado que siempre que hay alguna «sorpresa» así se genera una cierta volatilidad, que no ha sido excesiva, porque como apuntan algunos expertos consultados por Efe el mercado se había ido preparando.
La carrera a la Casa Blanca se había convertido en una lucha muy reñida y aunque los inversores preferían la opción de Clinton, ahora parece que confían en que la actitud de Trump sea más conciliadora que la manifestada en campaña.
Lo que pase en el futuro en los mercados dependerá de si mantiene algunas de sus propuestas más controvertidas o, por el contrario, comienza a matizarlas, como explica la analista de Self Bank Victoria Torre. «Trump puede hacer daño a los mercados de muchas maneras, pero en concreto podríamos pensar en el levantamiento de muros con México, la derogación de los acuerdos comerciales en vigor o el aumento irresponsable de deuda de un país que destaca ya por su desequilibrio en este sentido», añade esta experta.
 
 

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD