Montserrat pide a Podemos que no haga ‘sectarismo’ con Ortega, el cáncer y los 200.000 enfermos

Montserrat pide a Podemos que no haga ‘sectarismo’ con Ortega, el cáncer y los 200.000 enfermos

27 junio, 2017
|
Actualizado: 27 junio, 2017 19:09
|

Dolors Montserrat, minista de Sanidad, pide a Podemos que no haga demagogia con la donación de Amancio Ortega para luchar contra el cáncer que afecta a 200.000 personas en España.La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, ha pedido hoy a Podemos que «deje de hacer demagogia» con la donación del empresario Amancio Ortega y les recrimina «no escuchar a la ciudadanía».

Así ha respondido Monstserrat en la sesión de control al Gobierno en el Senado, a la pregunta de la senadora del Unidos Podemos María Concepción Palencia Grande, quien requería cómo y dónde se va a invertir la donación de Amancio Ortega a través de su fundación a la sanidad pública.

La fundación de Amancio Ortega, fundador y máximo accionista del grupo Inditex (Zara), ha donado 320 millones de euros para la adquisición de más de 290 equipos oncológicos de última generación que se instalarán en hospitales de todas las comunidades autónomas.

La ministra ha defendido que otras fundaciones y empresas también realizan donaciones a la sanidad pública, como TV3 o la Fundación Inocente, y ha afirmado que las quejas de Podemos se deben «al sectarismo y al populismo».

Las 200.000 personas diganosticadas en España de cáncer tendrá a su dispisición 290 nuevos equipos que se comrparán con la donación de 320 millones de Amancio Ortega

«Estoy orgullosa de ser española y orgullosa de la solidaridad de los españoles», ha manifestado y ha añadido que «hay que escuchar la realidad de los más de 200 mil personas diagnosticadas de cáncer».

Montserrat ha recordado que es competencia de las comunidades autónomas la aceptación de esta donación, que cubre «necesidades reales de pacientes».

Por su parte, la senadora de Unidos Podemos ha reprochado al Gobierno la subfinanciación de la sanidad pública y ha mostrado su preocupación de que sean las empresas quienes «tengan el mango».

Noticias Relacionadas: