Programas del domingo
PP y Vox tachan de «electoralista» pedir al Gobierno que vuelva a subir el SMI

PP y Vox tachan de «electoralista» pedir al Gobierno que vuelva a subir el SMI

14 junio, 2023
|
Actualizado: 14 junio, 2023 16:58
|
En esta noticia se habla de:
PUBLICIDAD

Los grupos de PP y Vox rechazaron hoy, por “electoralista”, la iniciativa socialista dirigida al Gobierno central para que aumente de manera progresiva el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) para situarlo, tras el incremento de 345 euros desde 2019, en el 60 por ciento del salario medio de España, acorde con la Carta Social Europea.

La propuesta socialista, defendida por Alicia Palomo, destinada a que los socios “se retrataran” en el pleno de las Cortes, contó con el apoyo de toda la oposición, pese a los matices expuestos por UPL-Soria Ya, y en contra de PP y Vox, quienes incidieron, a través de las procuradoras Mercedes Cófreces y Fátima Pinacho, en la forma y en que se “ha cargado» el incremento a los empresarios. 

Palomo arrancó con la aseveración de que su PNL insta al Gobierno central y la advertencia de ver dónde se va a situar “la derecha y la ultraderecha” para garantizar un salario digno y acabar con la brecha actual. “Hoy tendrán que retratarse aquí”, avisó, para asegurar que su partido está con las 100.000 personas a las que afecta la subida del salario mínimo.

Así, subrayó que desde el año 2019, con el PSOE en el Gobierno, el salario mínimo ha pasado de 736 euros a 1080 euros, 345 euros de incremento, mientras que durante los siete años de Gobierno del PP el SMI subió 94 euros, menos de un 15 por ciento. “Es decir, el Gobierno socialista ha incrementado el SMI el triple de lo que lo hizo el Gobierno del PP en dos legislaturas completas. Esto somos nosotros y esto ustedes”, indicó.

En concreto, la propuesta socialista insta a dirigirse al Gobierno de España para que se aumente el Salario Mínimo Interprofesional, durante todos los años y de forma progresiva, hasta situarlo en el 60 por ciento del salario medio de nuestro país, tal como recoge la Carta Social Europea.

“Es una PNL adecuada y pertinente”, arrancó Pablo Fernández (Unidas Podemos), que planteó una enmienda de adicción para que el Gobierno que surja de las elecciones del próximo mes de julio mantenga la reforma laboral. El procurador comparó la subida de 345 euros frente a “la pírrica” de los ejecutivos el PP y destacó que haya 20 millones de personas en la Seguridad Social. 

El procurador de Ciudadanos, Francisco Igea, tras dar el apoyo a la propuesta, asumió que el salario mínimo, como dijo la ponente, no ha sido negativa para la evolución de la economía pero subrayó que también se debe a otras medidas, como la reforma laboral, que contó con el respaldo de su partido. 

Vanessa García (UPL-Soria Ya) dudó de que los trabajadores hayan ganado un 47 por ciento de poder adquisitivo con la subida del SMI en estos años ante el incremento de la inflación, afirmó que un trabajador tiene hoy menos por la presión fiscal y significó que más ingresos tributarios no se traducen en más dinero para la educación o la sanidad, aunque respaldó que el salario mínimo siga aumentando. 

Brindis al sol y pacto de rentas

Por Vox, Fátima Pinacho calificó de “brindis al sol” la PNL cuando la materia es competencia del Gobierno central, tildó de “sorprendente” la propuesta cuando hay asuntos de competencia autonómica que puedan interesar más y concluyó que el impacto de la subida no es igual en todos los sectores, cuando Cepyme ha calculado en 52.000 los parados por el incremento del SMI. 

“Vox está a favor de subir el salario mínimo mientras no se cargue a los empresarios”, afirmó, para indicar que las empresas pagan más y apostó por reducir las cotizaciones e impuestos. “Seguro que traen esta propuesta porque están seguros de que la tendrá que cumplir otro Gobierno. Es parte de la propuesta electoral”, concluyó.

Igualmente, Mercedes Cófreces manifestó que el mismo Gobierno dice que se ha conseguido el 60 por ciento del salario medio de España con la última subida. “Está conseguido”, aseveró, para asegurar que no están en contra de la subida pero sí de la forma como se ha realizado, sin la consulta previa con sindicatos y patronal conforme al IPC y la coyuntura económica nacional. 

“Algo les ha fallado, sin empresarios no hay empleo”, argumentó la popular, que afirmó que la falta de diálogo lleva a impactos negativos como el cierre de pequeños comercios , horas trabajadas o la renta disponible de las familias que se ha reducido conforme a datos de la OCDE. “El PP no está en contra de la subida del salario mínimo, si de cómo se está haciendo, defendemos un pacto de rentas”, remató. 

Finalmente, Alicia Palomo recordó a Vox que todas sus propuestas han ido dirigidas al Gobierno porque “son una panda de vagos” y censuró que hable de gasto ideológico con un vicepresidente sin competencias y un consejero que “se carga el diálogo social”. Al PP, enumeró datos económicos favorables para subir el salario mínimo. “Solo defienden a las élites, pero les recuerdo que igual algún día sean sus hijos los que se acojan a él”, zanjó. 

Noticias Relacionadas: