Huerta, Montón, tesis doctoral…y ahora Delgado, un Gobierno con más sombras que luces

Huerta, Montón, tesis doctoral…y ahora Delgado, un Gobierno con más sombras que luces

18 septiembre, 2018
|
Actualizado: 18 septiembre, 2018 13:32
|

El Gobierno de Sánchez que vino a regenerar la vida política en España se desmorona cada cada minuto que pasa. Primero cayó Huerta, luego Montón, la tesis doctoral de Sánchez arroja más dudas que verdades y la última en estar en la picota es la ministra de Justicia Dolores Delgado.

El juez de la Audiencia Nacional Diego de Egea y la Fiscalía Anticorrupción tratan de acreditar si en 2017 la actual ministra de Justicia, Dolores Delgado, y otra persona se vieron en Madrid con el jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala, Iván Velásquez, informa hoy El Confidencial.

Este diario digital, que cita fuentes del caso referente a la pieza Pit sobre la extradición a Guatemala del empresario español Ángel Pérez-Maura, señala que esa cita «no oficial» correspondería a la etapa de Delgado como fiscal en la Audiencia Nacional.

Velásquez, de acuerdo con la versión de El Confidencial, fue uno de los principales impulsores de la orden de detención y posterior proceso de extradición del empresario, emparentado con los Botín.

La información añade que el comisario José Manuel Villarejo tenía el encargo desde 2016 de frustrar esta entrega a cambio de sustanciosos pagos y, según los datos recopilados por los investigadores, anotó una cita con Delgado vinculada con estos propósitos.

El encuentro, según las mismas fuentes, se habría producido durante el mes de julio del pasado año, momento en el que este hombre clave se encontraba en España para una visita particular.

Velásquez, jefe de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), acudió a Madrid invitado por Oxfam Intermón y participó en una charla sobre los desafíos de la cooperación internacional, precisa El Confidencial.

La Cicig, que él representa, y el Ministerio Público de Guatemala lanzaron en 2016 la orden de detención contra el naviero español, acusado de sobornar al expresidente guatemalteco Otto Pérez con 30 millones de dólares a cambio de la concesión de una obra.

De acuerdo con la información del diario digital, el instructor y los fiscales del caso Villarejo tratan ahora de identificar a los participantes en el encuentro y sospechan que, además de Delgado, habría estado presente otra persona.

El Ministerio de Justicia negó durante la jornada de ayer, tras publicarse la información adelantada por El Confidencial, que la ahora ministra hubiera celebrado cita alguna con Villajero.

La actual ministra de Justicia, «mientras ejerció como fiscal de la Audiencia Nacional, ni concertó ni mantuvo cita alguna con el comisario citado en la información, con el que nunca ha tenido relación de ningún tipo», aseguró el ministerio en un comunicado.

Poco después, la ministra matizó esta rotunda afirmación en unas declaraciones a los medios de comunicación en las que dijo que no tuvo «ninguna relación profesional con ningún asunto que haya llevado el excomisario Villarejo en la Audiencia Nacional» mientras desempeñaba allí su labor de fiscal.

Recalcó, asimismo, que es «radicalmente falso» que haya mantenido un encuentro con él y que interviniera en el proceso de extradición de Pérez-Maura.

Caídos en el Gobierno

El primero, casi a las 24 horas de ser nombrao, fue el ministro de Cultura y Deportes Maxim Huerta por defraudar a Hacienda. Antes que Carmen Montón, cayó Concepción Pascual, porque tuvo la brillante idea de legalizar un sindicatos de putas. Después vino el caso Carmen Montón, que aprobó un máster porque manipularon sus notas y eso que plagio el 58% del trajado fin de curso.

Luego ha estado la polémica sobre la tesis doctoral de Pedro Sánchez.  Oculta durante años en la biblioteca de la Universidad Camilo José Cela ha salido a la luz por la presión de la opinón pública. Sánchez se ha empeñadop en demostrar que no hubo plagio y a mucho no ha convencido, a lo que hay que sumar la escasa calidad del trabajo, un corte y pega de informes oficiales y otros trabajos, incluidos suyos, sin ninguna aportación académica, según expertos en tesis doctorales.

También en estos meses se ha pasado de acoger con los brazos abiertos a inmigrantes a explusarlos en caliente, de no querer a vender bombas a Arabia Saudía  servirlas puerta a puerta, eso sí, porque son inteligentes y no matan a civiles, mientras tanto, con subidas del paro, la luz, el gas, gasolina, gasóleo, la bajada de las previsiones económicas y la amenaza de una mayor presión fiscal a los españoles, el Gobierno se apunta como mayor logro la exhumación de los resto de Franco, pero eso, claro…aún no ha sucedido.

.
Noticias Relacionadas: