PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Sanidad levanta las restricciones en Valladolid, Salamanca y León

En todos los casos, se llama a la "cautela" y a "no bajar la guardia"

La Junta de Castilla y León no prorrogará y, por tanto, levantará las restricciones impuestas en las ciudad de Valladolid, Salamanca y León, que se establecieron con el fin de reducir la incidencia del COVID-19.

En el caso de Valladolid, assí lo avanzó el vicealcalde, Manuel Saravia, al término de la reunión con el vicepresidente Francisco Igea; la consejera de Sanidad, Verónica Casado, y el titular de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones. En ese sentido, Saravia indicó que es una “buena noticia”, pero pidió mantener la “cautela” puesto que la situación del coronavirus ha mejorado, pero no se ha logrado -dijo- una posición “buena” en la ciudad, que indicó la pandemia afecta de forma heterogénea.

Al respecto, el edil indicó que el principal problema que les habían trasladado son las reuniones de personas en espacios cerrados. De esta forma, señaló que se deben mantener los controles sobre el cumplimiento de las medidas establecidas y las cuarentenas. Además, la Junta se reunirá cada 15 días con los alcaldes de los municipios de más de 20.000 habitantes para informarles de la situación.

Por otra parte, la reunión entre responsables de la Junta y del Ayuntamiento de Valladolid sirvió para abordar el protocolo suscrito entre la Junta y la Delegación del Gobierno para mejorar la colaboración y el cumplimiento de los aislamientos y las cuarentenas. Finalmente, el concejal de Salud Pública y Seguridad Ciudadana, Alberto Palomino, indicó que este jueves es posible que se termine de cerrar el nuevo acuerdo para su aplicación, que recordó busca reducir los contagios.

El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, consideró “positiva” la notica especialmente para “los sectores económicos que habían estado afectados por estas restricciones”, dado que ahora “van a estar en disposición de mejorar la viabilidad económica de sus negocios”.

En el caso de León, la consejera de Sanidad, Verónica Casado, transmitió que, por ahora, no hay que modificar las medidas adoptadas aunque recalcó la necesidad de extremar las precauciones, sobre todo en los actos que tengan lugar en recintos cerrados. Sin dejar lugar al optimismo, la tendencia no refleja un empeoramiento que obligue a imponer más limitaciones y se hace un llamamiento a la responsabilidad para que los datos no empeoren y tengan que aplicarse. El alcalde agradece una vez más la responsabilidad mostrada por los vecinos al tiempo que insiste en que “no hay que bajar la guardia ni relajarse”.

Respecto a las cuarentenas, Diez mostró una vez más su disposición a ayudar y colaborar en la medida de las posibilidades del Consistorio pero reiteró que no es un asunto de competencia municipal.

A partir de ahora se mantendrá una reunión semanal para analizar la evolución de los casos de coronavirus, previsiblemente de forma telemática como la celebrada hoy (la de la semana pasada fue presencial). En la de este martes estuvieron presentes, además de la consejera, el vicepresidente Francisco Igea y el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones.

El Ayuntamiento de León, que ya ha suspendido diversas convocatorias y celebraciones de todo tipo, estudia semanalmente las actividades previstas para decidir las que pueden mantenerse y las que deben ser canceladas o pospuestas.