SG quiere que la justicia condene a Kerviel a pagar 4.900 millones de euros

SG quiere que la justicia condene a Kerviel a pagar 4.900 millones de euros

15 junio, 2016
|
Actualizado: 15 junio, 2016 17:39
|
PUBLICIDAD

París, 15 jun.- El exbróker Jérôme Kerviel, sentenciado a cinco años de cárcel por haber hecho perder 4.900 millones de euros a Société Géneral en 2008 con operaciones encubiertas, comparece desde hoy en apelación por el recurso del banco francés que quiere que se le condene, como en primera instancia, a abonar ese dinero.

Este juicio por lo civil ante el Tribunal de Apelación de Versalles, que se prolongará hasta el viernes, debe servir para determinar si Société Générale cometió faltas en el control de su actividad de mercados en la que trabajaba Kerviel y, en caso de que así fuera, cuáles fueron y de qué manera hay que establecer las responsabilidades.

En marzo de 2014, el Tribunal Supremo confirmó la pena contra el antiguo operador de bolsa a cinco años de cárcel, de ellos tres de cumplimiento efectivo entre rejas, por abuso de confianza, pero le retiró la obligación de pagar, en concepto de daños y perjuicios, los 4.900 millones de euros que hizo perder a la entidad financiera.

La razón para suprimir esa parte de la condena, que sí aparecía en el dictamen en primera instancia, fue que los jueces del Supremo habían tenido en cuenta que el banco cometió «faltas» en la supervisión que «concurrieron al desarrollo del fraude y a sus consecuencias financieras».

El problema para Société Générale es que la primera condena de Kerviel, con los daños y perjuicios incluidos, le había permitido beneficiarse de una deducción fiscal de 2.200 millones de euros a cuenta de las pérdidas atribuidas a su exbróker.

Por eso, para evitar que esa deducción fiscal pueda ser cuestionada, la entidad decidió recurrir el fallo del Supremo.

Ya en 2008, cuando se descubrió el agujero en las cuentas de Société Générale y los procedimientos de Kerviel para encubrir algunas de las operaciones, la Comisión Bancaria impuso al banco una multa de 4 millones de euros por «carencias graves» en el control interno de su sala de mercados.

La semana pasada el antiguo agente de bolsa ganó una batalla ante el tribunal para los contenciosos laborales, el cual decidió que el banco le tiene que indemnizar con 455.000 euros por haberlo despedido sin un motivo «real y serio» y en condiciones «vejatorias».

Hoy, antes de comenzar la audiencia ante el Tribunal de Apelación de Versalles, el abogado de Kerviel David Koubbi dijo que su intención era «evaluar las faltas de Société Générale» y poner en evidencia las «disfunciones» que denuncian desde el principio. EFE

Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD