¿Qué será será?

¿Qué será será?

FERNANDO LATIENDA
04 junio, 2020
|
Actualizado: 04 junio, 2020 0:50
|
PUBLICIDAD

Las bolsas siguen subiendo en vertical y las europeas llevan 10 al alza de 11. Parece increíble. Parece increíble también que al Ibex o a la bolsa de Milán se las vea más fuertes, por ejemplo, que al Nasdaq, pero así es, al menos, así lo ven los inversores que van a corto plazo en busca del momentun, ese ente tan complicado de atrapar y que es la piedra angular para construir una buena cartera de abajo a arriba.

Las bolsas están como motos y nosotros frotándonos los ojos. Vamos con la mascarilla y el gel a cuestas pero cada día hablamos menos del “bicho” y más de la vacuna y hasta el gobierno piensa, aunque no lo reconozca, que el plan de la desescalada en España es demasiado rígido y que los países competidores en turismo nos van a comer la tostada. La macroeconomía se ha puesto en marcha, los datos de actividad, paro y PMIS de mayo han sido mejores que los abril y se supone que los de julio ( desestacionalizados) serán mejores que los de junio. Para qué queremos más. Pues sí, queremos más, ¿ o no?. Porque esto sabe a poco después de tantos desplomes y sin sabores de todo tipo.

El caso es que lo importante no es lo que usted o yo queramos o pensemos sino lo que quiera y piense el mercado. En esas: ¿ qué factor va a ser determinante para que la esperanza de una recuperación en V en la bolsa anticipe también una recuperación sólida y robusta de la economía? Lo que está claro es que lo que haya pasado con el ahorro durante el confinamiento y la paralización económica, y el consumo que hagamos cuando nos adentremos por fin en la normalidad van a ser determinantes sobre el tipo de recuperación que vamos a tener.

Muchos hogares han acumulado una importante reserva de ahorros durante los últimos tres meses, porque trabajan desde casa, porque no han salido a cenar o a comprar y, la forma en la que contemplan destinar ese ahorro es lo que puede dictar la velocidad de recuperación de la pandemia. Porque aunque la crisis ha causado y causará estragos, el nivel de ahorro se va a disparar durante la pandemia. Ahorro involuntario. Pero ahorro que se puede convertir más adelante en gasto. En eso confían los defensores también de una recuperación económica en V. Lo incómodo de este asunto es que somos una especie racional y como tal tenemos miedo y el miedo al futuro, a quedarnos sin empleo y con bajos ahorros puede hacer que la V se transforme en una W. Que salgamos, consumamos fuerte y luego volvamos a cerrar el grifo por lo que pueda pasar.

En todo caso, ya habremos dicho para entonces que la la crisis de Covid19 en la bolsa ha terminado aunque ya son unos cuantos los que creen que eso ya ha pasado. Demasiado rápido, demasiado exprés, ¿ no creen?

.
Noticias Relacionadas:
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD